El abogado Joselo Rodríguez González cayó ayer en contradicciones al afirmar que no es asesor jurídico del vicepresidente de la República, Hugo Velázquez, tal como se había presentado ante el ex presidente de la Ande Pedro Ferreira para la firma de acta bilateral relacionada a la compra de energía. Así también, dijo que Ferreira lo conocía y sabía a lo que se dedicaba. Con estas declaraciones se presume que Joselo buscaría blanquear al Vicepresidente y embarrar a Ferreira con el acta firmada.

“Yo no trabajo para el Vicepresidente”, afirmó Rodríguez en el programa La Lupa.

Los chats en los que se presenta como asesor del vicepresidente Velázquez fueron confirmados como propios. Sin embargo, dijo que al buscar captar la atención de Ferreira usó como estrategia presentarse en nombre de los integrantes del Poder Ejecutivo. También se habría comunicado con otro director de la Ande, Félix Sosa, aludiendo el mismo cargo. Igualmente, el joven abogado admitió su error por ello y pidió disculpas.

Sostuvo que mantenía cercanía con Ferreira desde hace tiempo, ya que comparte mucho con Pablo Ferreira, hijo del ex presidente de la Ande, porque fueron compañeros en el Colegio Campo Alto. Al igual que con el hijo del Vicepresidente, quien también es un amigo muy cercano.

Joselo dijo que hasta decía tío a Ferreira y que el mismo sabe a qué se dedica. En otro momento de la entrevista, denunció que Ferreira estaría borrando todos los chats que lo implican a él para limpiar las evidencias. Aunque el ex titular de la Ande dejó a disposición de la Fiscalía su teléfono celular para que se investigue y se logre determinar el hecho punible.

Además, confirmó que “se mencionó al entorno familiar de Jair Bolsonaro, presidente del Brasil”, que estaría vinculado con la empresa Leros, interesada en la compra de la energía de la Ande; siendo Rodríguez uno de los intermediarios de la firma internacional.

Joselo Rodríguez se comunicó con altas autoridades ligadas a la política energética del país con información privilegiada, que según comentó al programa televisivo le había facilitado también Pedro Ferreira.

La firma del acta bilateral en la que se estipulaba la compra de energía de Itaipú puso en el ojo de la tormenta al presidente Mario Abdo Benítez y al vicepresidente Hugo Velázquez, al descubrirse un intento de venta de energía de la Ande a Leros, una empresa brasileña ligada a Jair Bolsonaro. La renuncia de Ferreira, el 24 de julio, fue el hecho que destapó el negociado energético. Rodríguez declaró ayer ante la fiscalía por más de 8 horas.

Velázquez desafía a un careo a Ferreira

El vicepresidente de la República usó sus redes sociales para desafiar al ex titular de la Administración Nacional de Electricidad (Ande) Pedro Ferreira a realizar un debate. El segundo del Poder Ejecutivo anunció en su Twitter que hoy participará de un programa de TV y extendió la “invitación” a Ferreira para “debatir” sobre las acusaciones vertidas por el ex titular de la Ande. Ferreira había acusado directamente a Velázquez de haber presionado, a través de su abogado José Rodríguez, para “negociar” la venta de energía de la Ande a una empresa brasileña. Ferreira ya realizó innumerables declaraciones en los medios de comunicación luego de haber renunciado a la titularidad de la Ande y en cada una de sus declaraciones responsabilizó al Vicepresidente de las turbias negociaciones.

Ex titular de la Ande negó conocer a asesor jurídico

Pedro Ferreira.

El ex presidente de la Ande Pedro Ferreira desmintió cada una de las acusaciones que hizo el abogado Joselo Rodríguez sobre su persona en el programa La Lupa. Aclaró que no lo conocía y que fue el vicepresidente de la República quien le presentó el 10 de mayo como su asesor jurídico.

Ferreira sostuvo que luego de darse la presentación del asesor de Velázquez ante el presidente de la República, Mario Abdo, y el ministro de Hacienda, Benigno López, aquel lo llamó para asegurarse de que Rodríguez reciba toda la información privilegiada sobre la negociación que se llevaba adelante con el Brasil para la compra de energía por parte de la Ande.

“Nunca él me trato así. Nunca estuvo en la casa donde yo vivo. Yo hace 11 años estoy separado, él a lo mejor se fue a la casa donde vive mi hijo e inclusive de parientes, pero donde yo vivo jamás estuvo. Eso se nota en los chats, nunca tuve ninguna afinidad con él”, aclaró Ferreira.

Además, Ferreira especuló que la eliminación del artículo 6 del acta bilateral se habría dado para que la Ande se vea obligada a vender energía a la empresa energética Leros, que estaría vinculada al Brasil.

Dejanos tu comentario

10H

Desde mañana el uso del billetaje electrónico en los buses será obligatorio ¿es una ventaja para la ciudadanía?

Click para votar