El abogado Enrique Kro­nawetter realizó un análisis sobre el cambio del Código Procesal Penal y opinó que las modificaciones aprobadas por la Cámara de Diputados “armonizaría” la legislación. No obstante, advirtió que si se llegase a promulgar con­sidera que acarrearía varios problemas en el sistema a la hora de aplicar la ley porque podría haber un abuso exce­sivo de la prisión preventiva.

“Mas allá de que yo lance el mensaje de ajustarnos a las pautas constituciona­les, requiere una suerte de norma de transición en esta coyuntura que yo reitero es emergencial por todas las consecuencias que genera la inmediata aplicación de la ley”, apuntó en entrevista con la radio 970 AM.

El ex representante del Ejecu­tivo en la Comisión Nacional para el estudio de la reforma del sistema penal y peniten­ciario, explicó que durante el trabajo de la modificación a la ley advirtió sobre varios pun­tos que podrían ser problemas a la hora de aplicar la segunda etapa porque además de que podría haber un abuso exce­sivo de la prisión preventiva existen otros problemas.

“Informes de la defensa pública que señalan que se tie­nen alrededor de 3.500 pre­sos en situaciones de salir con libertad inmediata; esto aca­rrearía 3.500 audiencias de revisión ¿qué haces con toda esa sobrecarga de trabajo con la carga que ya hay? El presi­dente de la Corte había dicho de la posibilidad de tomar medidas paliativas: que se tra­baje de mañana y tarde, pero eso implica gastos”, indicó. Reiteró que de todas mane­ras debe ser bien analizada.