Días pasados, Luis Alberto Casti­glioni, ministro de Relaciones Exterio­res de Paraguay, anunció a un medio de prensa que el gobierno de Israel resta­blecerá las becas de estudio para paraguayos en ese país en las diversas áreas. Sin embargo, esta información fue desmentida por Peleg Lewi, director de capacita­ción de Mashav, la agencia de cooperación del gobierno israelí en el exterior.

El desmentido de Lewi, la principal autoridad israelí en materia de cooperación educativa, se suma a los rei­terados “errores” del can­ciller Castiglioni, quien a pesar de estar de vacacio­nes continúa cometiendo errores en el manejo de la política exterior.

La afirmación brindada por Castiglioni a un matu­tino, el pasado 5 de enero, respecto a la restitución de becas, es considerada una ligereza muy grave, que denota la falta de visión estratégica que tiene la Cancillería paraguaya res­pecto al grave impasse sus­citado con Israel tras la can­celación del traslado de la embajada paraguaya a Jeru­salén.

Peleg Lewi desmintió al canciller a través de las redes sociales.FOTO:CAPTURA DE PANTALLA
Peleg Lewi desmintió al canciller a través de las redes sociales.FOTO:CAPTURA DE PANTALLA

Estas afirmaciones deno­tan que ese hecho tiene poca importancia para el actual gobierno paraguayo y no descifra lo que en realidad representa para el gobierno de Benjamin Netanyahu, una ofensa y un acto de enemistad inne­cesaria.

Las declaraciones desacer­tadas del ministro de Rela­ciones Exteriores fueron blanco de críticas de parte de la ciudadanía, que cues­tionó hasta su formación profesional para ocupar el cargo. Castiglioni es inge­niero civil egresado en la Universidad Católica.

El ministro de Relaciones Exteriores ni bien asumió anunció el traslado nueva­mente de la embajada para­guaya en Israel de Jerusalén a Tel Aviv. Meses antes, la sede diplomática fue cam­biada por el ex presidente de la República Horacio Cartes. Este hecho desen­cadenó en varias protestas de distintas organizaciones civiles que se oponen a lo resuelto por el gobierno de Mario Abdo Benítez. Tras el anuncio del cierre de la embajada en Jerusalén, el gobierno de Israel anunció el cese de las relaciones con Paraguay.

Así también, otro cuestiona­miento a la gestión del secre­tario de Estado fue la sus­cripción del Pacto Mundial Migratorio. A raíz de varias protestas y críticas, Casti­glioni dijo que finalmente Paraguay no participaría de la cumbre para ratificar dicho acuerdo.

SEPA MÁS

Conflicto se inició con trasladado de embajada

El conflicto diplomático entre los gobiernos de Paraguay e Israel se inició cuando el gobierno paraguayo decidió tras­ladar su embajada de Jerusalén a Tel Aviv, en setiembre del año pasado. Esto luego de que el anterior gobierno, enca­bezado por el ex presidente de la República, Horacio Car­tes, haya realizado el traslado de la embajada a la Ciudad Santa.

Esta decisión no cayó bien al gobierno israelí, que inmediatamente ordenó el retiro de su embajada de Para­guay. Igualmente anunciaron el retiro de toda cooperación del gobierno israelí con el país, emprendidos por la Agencia de Israelí de Cooperación Internacional para el Desarrollo (MASHAV). La medida fue aplicada a becas de capacitación, cursos móviles y proyectos planificados para el tercer cuatri­mestre del 2018.