El abogado defensor del dirigente liberal efra­inista Stiben Patrón recusó ayer al juez Gus­tavo Amarilla, por lo que la audiencia para saber si el caso que afronta va a juicio oral y público quedó suspendida. El joven está procesado por pre­sunta fabricación de bombas molotov durante la manifes­tación contra la enmienda el 31 de marzo del 2017.

“Nosotros planteamos recu­sación contra el juez Amari­lla. En primer lugar, él tiene una resolución revocada por el tribunal penal, también recusamos ya por las actua­ciones anteriores que ha desa­rrollado en el proceso”, dijo el abogado Cristian González a los medios de prensa.

Sostuvo que ningún fiscal ni el juez Gustavo Amarilla, quien estuvo en el proceso, entendieron la causa y toda la investigación tiene un origen de tinte político. A su criterio, es de público conocimiento la orden para imputar a jóvenes liberales. Indicó que el pro­ceso debe seguir con objeti­vidad y, ante esta situación, tomaron la decisión de recu­sar al magistrado. Destacó que el pedido es que se tenga nuevo fiscal y nuevo juez para conti­nuar con la investigación.

“Lo que nosotros pedimos es que haya un nuevo fiscal y un nuevo juez en la continuidad de este juicio. Ahora vamos a ver qué pasa con esta recusa­ción en cuanto al juez. Tam­bién estamos analizando el caso de estos fiscales y ver alguna denuncia penal en con­tra de ellos por persecución a inocentes”, agregó.

El joven Stiben Patrón es uno de los procesados por la supuesta fabricación de bom­bas molotov en la sede del Par­tido Liberal Radical Autén­tico (PLRA) el pasado 31 de marzo y 1 de abril del 2017 durante la manifestación con­tra la enmienda. Actualmente cuenta con prisión domicilia­ria, luego de haber estado un mes en la cárcel de Emboscada.