A pesar de su pobre producción legislativa, confía en que volverá al Senado para un tercer período. Está en el puesto 15 de la lista del PLRA, partido que ahora cuenta con 13 integrantes en la Cámara Alta.

El controvertido sena­dor Luis Alberto Wagner, del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), en agosto cumplirá 10 años como senador de la República y apuesta a un tercer período a pesar de su casi nula producción legis­lativa. En todo este tiempo, lejos de contribuir con el país, este legislador costó al pue­blo cerca de 7.360 millones de guaraníes solamente en salarios, sin contar otros pagos como los vales de combustible y otras gratificaciones.

En dos períodos legis­lativos (10 años de gestión) alcanzó a presentar, a título personal, apenas cinco anteproyec­tos de ley, de los cua­les solo uno fue aprobado hasta la fecha. Pero sí se dedicó a lo que mejor sabe hacer: propi­ciar invasiones de tierra.

Luis Alberto Wagner, senador.

Luis Alberto Wagner, a quien apodan el "matapicudo" o "sepulturero del plan algo­donero", fue electo como senador de la nación para los períodos 2008 a 2013 y de 2013 al 2018. De los cinco anteproyectos, en estos nueve años solo diseñó cua­tro, más un pedido de pen­sión graciable, pero justificó su gestión colgándose a pro­yectos de ley planteados por otros legisladores.

Wagner como senador de la República elaboró ante­proyectos de ley en los años 2014, 2015 y 2016. El resto del tiempo se pasó pidiendo informes a instituciones del Estado, que no tuvieron nin­gún beneficio. Sin embargo, el Estado tuvo que desti­nar con dinero de los con­tribuyentes un total de 7.355.352.680 guaraníes, lo cual solamente incluye pagos en concepto de dieta, gastos de repre­sentación y gastos perso­nales. No se incluyen vales de combustible, viáticos, entre otros beneficios que percibe el legislador.

Uno solo de los proyectos presentados por el senador liberal fue aprobado por el Congreso Nacional, el que declara "Patrimonio histó­rico nacional al monumento Fuerte Borbón", del Chaco. Los restantes anteproyec­tos, incluido el de la pen­sión graciable a favor del músico Cristino Riveros Ferreira, siguen en trámite desde el 2014.

EN BUSCA DEL “REKUTU”

A pesar de la pobre produc­ción legislativa, confía en que volverá al Senado para un ter­cer período; está en el puesto 15 de la lista del PLRA, par­tido que ahora cuenta con 13 legisladores en la Cámara Alta. Sin embargo, confía en que su partido meterá 17 senadores "como mínimo".

Durante las internas partida­rias del liberalismo, el sena­dor Wagner fue acusado por movimientos independien­tes del PLRA por presunto fraude electoral en el conteo de votos e incluso pidieron la intervención de la fiscalía electoral.

La acusación al legislador se hizo pública en un comuni­cado firmado por sus corre­ligionarios liberales: Agus­tín Saguier, apoderado de la Lista 6; Vicenta Gómez, Lista 11; Pedro Riveros, Lista 13; Felipe Fernández, Lista 21; Ariel Fonseca, Lista 25; Diego Rojas, Lista 50, y Francisco Gómez, de la Lista 1811.

“Los estrategas agrarios” y su lamentable gestión

El senador por el Partido Liberal Radical Autén­tico (PLRA), Luis Alberto Wagner, conocido como el "mata picudo" o "sepultu­rero del Plan Algodonero" es uno de los estrategas agrarios de la oposición. Este es el mismo político liberal al cual la fiscala Rocío Vallejo imputó en el año 2003 por lesión de con­fianza, a raíz de una serie de irregularidades detec­tadas durante su gestión al frente del Ministerio de Agricultura y Ganadería en el año 1999.

El año pasado durante las internas del PLRA, el dipu­tado liberal, Edgar Ortíz, recordó que Wagner es "el gran ladrón del plan algo­donero que daba de comer a los campesinos" y lo res­ponsabilizó de haber robado unos 13 millones de dóla­res, cuando fue Ministro de Agricultura.

Los recursos desviados estaban destinados a finan­ciar el Programa Algodo­nero, que era el sustento de miles de familias humil­des del agro paraguayo. Los fondos destinados al Pro­yecto de Reactivación del Algodón habrían sido utili­zados para el pago de suel­dos a funcionarios contra­tados para prestar servicios en la Dirección General de Administración y Finan­zas, entre los que se encon­traba su hermano Matías Carlos Wagner Lezcano y Rafaela Guanes de Laíno.

El diputado Ortiz aseguró que hasta el momento Wag­ner logró evadir a la justicia gracias a los fueros parla­mentarios que lo salvan. El cuestionado senador liberal es nuevamente candidato en el puesto 15 de su par­tido, espera lograr la ree­lección para un tercer man­dato en la Cámara Alta.

Wagner tiene un grueso prontuario de acompaña­miento a invasiones de tie­rra, conflictos en el Par­lamento, acusaciones de corrupción, e ineficiencia en su gestión parlamentaria.

Pareja de Wagner habría facturado al PLRA

A mediados de diciembre de 2017 circuló en las redes socia­les una factura de la firma GL Shop, propiedad de Liz Paola Vigo Amarilla, pareja del efrai­nista Luis Alberto Wagner, por la compra de un aire split de 36.000 BTU, por un valor de G. 6.980.000. Se ve que en la factura difundida figura como Razón Social el PLRA, con RUC 80042402-8, y fue expe­dida el 14 de febrero de ese año (2017) por Vigo Amarilla.

Lo llamativo del caso es que, ingresando al Facebook de GL Shop, no se ofrecen pre­cisamente electrodomésti­cos ni productos similares. Más bien, por las imágenes, se puede comprobar que su rubro específico son los relojes, ante­ojos y perfumes.

Ante esta situación y teniendo en cuenta los recientes antece­dentes del PLRA, con hechos similares de facturaciones para cuestiones particulares a nombre de la institución, sur­gen distintos cuestionamien­tos, como por ejemplo: ¿dónde fue a parar el aire acondi­cionado?, ¿será que Efraín Alegre lo adquirió para la sede partidaria?, ¿la compra fue o no comunicada a las demás autoridades del Par­tido?, ¿los fondos utili­zados para el pago de dónde provinieron?. Es una sospecha más que se suma a una larga lista de denuncias de irregulari­dades en la administra­ción partidaria de Efraín Alegre, sostén político de Luis Alberto Wagner.

Factura de GLShop de la venta del AA al PLRA, que circuló en redes.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar