La bancada de Honor Colorado rechaza a Carolina Llanes para ministra de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) porque sería una operadora del Poder Ejecutivo en la máxima instancia judicial y no habría garantías de imparcialidad. Los referentes de la disidencia alegan que su designación sería un pago de favores.

“Nosotros hemos denunciado y hemos manifestado públicamente que esta elección estaba viciada y por ese motivo hemos planteado el rechazo de esta terna. Carolina Llanes es ministra del Poder Ejecutivo y es ministra de la Corte gracias al presidente de la República”, cuestionó el senador Antonio Barrios.

Sostuvo que Carolina Llanes, al ser parte del Poder Ejecutivo, va a responder al jefe de Estado, Mario Abdo Benítez, en el Poder Judicial. A su criterio, no habrá imparcialidad en la Corte Suprema de Justicia.

El legislador Sergio Godoy señaló por su parte que en el proceso de conformación de la terna en el Consejo de la Magistratura no respetó la ley vigente sobre la cuestión de las sesiones públicas ya que fue secreta y ante esto la bancada de Honor Colorado decidió no avalar la elección de Llanes.

“Yo no voy a participar en ningún momento del proceso porque es irregular y algún día, ahora que está de moda el VAR, sea imparcial, esto se puede revertir. Es la candidata del presidente ahí se equivoca el presidente porque él está buscando una jueza amiga”, lamentó Godoy.

El Consejo de la Magistratura conformó la terna para la Corte Suprema de Justicia. Los elegidos por el cuerpo colegiado son María Carolina Llanes Ocampos, Alma María Méndez de Buongermini y Linneo Augusto Ynsfrán Saldívar. Uno de los tres podría ser el próximo ministro de la máxima instancia judicial.