La Casa Blanca, sede del Poder Ejecutivo federal de los Estados Unidos, emitió hoy una declaración haciendo notar que el vicepresidente de ese país, Mike Pence, exhortó ayer al presidente paraguayo Mario Abdo Benítez a rever su decisión de mudar la embajada paraguaya de Jerusalén a Tel Aviv.

En la víspera, esta conversación entre Pence y Abdo fue admitida a contragusto por el canciller paraguayo, Luis Alberto Castiglioni, durante una entrevista en el canal Noticias Py de nuestro país, cuando una periodista le preguntó si podía confirmar la llamada telefónica del Número Dos de la Casa Blanca al Palacio de López.

Con una incomodidad que se delató en su lenguaje corporal, Castiglioni ponderó el “trabajo de inteligencia” del canal para enterarse de tal comunicación y admitió la situación, pero alegó que fue una “muy amable llamada” de Pence.

Retórica diplomática aparte, la Casa Blanca declaró hoy que “el vicepresidente Mike Pence habló ayer con el presidente de Paraguay, Mario Abdo Benítez, para analizar el reciente anuncio de Asunción de retrasar la mudanza oficial de su embajada en Israel a Jerusalén.”

“El Vicepresidente (Pence) exhortó al presidente Abdo Benítez a cumplir con el compromiso previo de Paraguay de mover la embajada como una señal de la relación histórica que el país ha mantenido con Israel y Estados Unidos”, añade el comunicado.

La divulgación menciona igualmente que Abdo “subrayó la asociación duradera de Paraguay con Israel” y que, tanto él, como Pence, “acordaron trabajar para lograr una solución compresiva y duradera para el conflicto palestino-israelí.”

“El vicepresidente Pence también felicitó al presidente Abdo Benítez por su toma de posesión en agosto y agradeció la oportunidad de un mayor diálogo entre los dos países”, finaliza el mensaje de la Casa Blanca.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar