Este 1 de agosto se cumplirán 30 años de unos de los capítulos más sórdidos en la historia del Partido Colorado. Los "militantes" de la ANR, bajo el liderazgo del Cuatrinomio de Oro, la Libertad y la Esperanza desplazaban definitivamente de la conducción partidaria de la centenaria organización política a los "tradicionalistas".

El mando del Cuatrinomio de Oro era ejercido por "el terrorífico ministro del Interior, Sabino Augusto Montanaro; el insulso ministro de Salud, Dr. Adán Godoy Giménez; el folclórico y no menos peligroso ministro de Justicia y cabeza de cazas de comunistas, Dr. J. Eugenio Jacquet, y el inefable secretario privado de Stroessner, Mario Abdo Benítez", según lo describía la comunicadora Mabel Rehnfeldt en un artículo publicado en el 2011.

Tras el golpe de 1989 que tumbó al dictador Alfredo Stroessner, después de 35 años de hegemonía, Montanaro fue al exilio y regresó al país en el 2009. Falleció el 10 de septiembre del 2011

Por su parte, Adán Godoy Giménez dejó de existir en mayo de este año. Su deceso se produjo en Sao Paulo, Brasil.

Ya Mario Abdo Benítez, padre del actual senador colorado disidente del mismo nombre, falleció en mayo del 2013.

Godoy, Abdo Benítez y Jacquet fueron imputados por enriquecimiento ilícito y tuvieron penas carcelarias. Montanaro logró evadir cualquier proceso refugiado en Honduras, donde se hizo pastor protestante. Godoy fue procesado y condenado – levemente – por construcción de hospitales inexistentes. Abdo Benítez fue procesado por enriquecimiento ilícito y estuvo tras las rejas cinco años.

Abdo Benítez era tildado de "tonto" en el imaginario popular. Sin embargo, su larga trayectoria como íntimo colaborador de Stroessner da otra impresión.

Hoy en día, su hijo, Mario Abdo Benítez, también conocido como "Marito" es nada menos que precandidato de un movimiento interno de la ANR a la Presidencia de la República.

“MARITO”

No se conoce que "Marito" haya criticado alguna vez a la dictadura stronista, antes bien se presenta como el paladín de la democracia, disparando a boca llena contra sus antagonistas políticos con la etiqueta de "dictadores"

El 2004 marcó el inicio de su debut en política partidaria, con el movimiento Reconstrucción Nacional Republicana.

Dos años después, junto a "Goli" Stroessner, dio a luz otra corriente colorada bajo el nombre de "Paz y Progreso", conocido eslogan de la dictadura stronista.

Según una publicación del diario Abc del 15 de mayo del 2017, Marito "nunca renegó de la dictadura, es más, la reivindicó en varias oportunidades."

"Asegura que Stroessner hizo mucho por el país, aunque aclara que no comparte la violación de los derechos humanos, las torturas y las persecuciones. Cuando murió el dictador en el 2006, propuso que la Junta de Gobierno le rinda tributo. La fortuna que posee heredó de su padre, quien tras la caída de la dictadura fue procesado por enriquecimiento ilícito, pero fue sobreseído", sostuvo en la señalada divulgación la comunicadora Nancy Espínola.

Como empresario, Marito tiene dos empresas, una que procesa asfalto y otra que comercializa materiales de construcción.

Durante cuatro años ganó licitaciones como proveedor del Estado. En el 2014, dejó de hacerlo y se convirtió en un férreo crítico del presidente Horacio Cartes.