Ayer miércoles se reportó una explo­sión y derrame de amoníaco en la fábrica de embutidos Ochsi en la ciu­dad de San Lorenzo, y desde el Instituto de Previsión Social (IPS) reportaron que en el nosocomio están interna­das 33 personas que tuvieron contacto con la sustancia. De estas, doce están intubadas, tres de ellas fueron trasla­dadas al IPS Central. Uno de los pacientes tiene el 80 por ciento del cuerpo quemado y está en estado crítico, según informó en la noche de ayer el doctor Carlos Morínigo, gerente de Salud del IPS.

Morínigo indicó que seguían recibiendo en la previsional a los trabajadores que tuvieron contacto con el amoníaco y que hasta ayer a la noche sumaban 30 los asistidos, pero que existe un paciente que presenta que­maduras, en tanto que otros tuvieron que ingresar a terapia tras la inhalación del amoníaco.

“Tenemos 30 internados en el IPS Ingavi por la fuga de amo­níaco que se registró en la fábrica, de estos pacientes siete están intubados y lamentable­mente un paciente tiene que­maduras en el 80 por ciento del cuerpo, que está muy grave”, refirió el gerente de Salud de la previsional a la 1020 AM.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Confirmó que el derrame de amoníaco es sumamente grave y tóxico que afecta espe­cialmente a los que están cerca, tanto por el contacto con la piel como por inhalación. “Al haber una explosión los que están más cerca reciben el peor des­enlace. Todos son funcionarios de la fábrica que estaban cerca de la explosión”, resaltó.

Hasta el momento los trabaja­dores están siendo derivados por los bomberos hasta el Cen­tro de Especialidades Quirúr­gicas del IPS Ingavi y también hasta el Hospital 12 de Junio, ambos tienen código rojo para recibir a todos los afectados tras las explosión.

FISCALIZACIONES

El Gobierno dispuso que fisca­lizadores de salud y seguridad ocupacional del Ministerio del Trabajo, Empleo y Seguridad Social (MTESS) se trasladen inmediatamente a la fábrica de embutidos Ochsi de San Lorenzo tras la explosión de un tanque de amoniaco.

Se verificará el estado de salud y las condiciones en que se encuentran los trabajadores de la planta. La ministra de la cartera, Mónica Recalde, dio el anuncio asegurando que será recopilada toda la información necesaria sobre las circunstan­cias que rodearon el incidente y se asegurarán de proporcionar asistencia y apoyo a quienes lo necesiten.

Dejanos tu comentario