La tradicional misa por el Día de la Virgen de los Milagros de Caa­cupé tuvo al obispo de la diócesis Ricardo Valenzuela como el encargado de dar la homilía ante una expla­nada repleta de feligreses en la basílica y también con la presencia del presidente y vicepresidente de la Repú­blica, Santiago Peña y Pedro Alliana, además de otros integrantes del gabinete.

Las palabras del obispo de Caacupé estuvieron centra­das en la necesidad de orar y recuperar la conexión con Dios. Valenzuela pidió orar por las familias, por los gober­nantes, por la educación, por las mujeres, niñas y adoles­centes víctimas de violencia, para que estas sean escucha­das y protegidas por la socie­dad y la Justicia.

“Debemos orar por los gober­nantes y por la paz, muchos gobernantes están sufriendo el acoso por parte de pode­rosos organismos interna­cionales de forma sistemá­tica, y ciertamente ellos no están exentos de las flaquezas humanas, por lo que necesi­tan del auxilio del Espíritu Santo para ser fieles cada día”, expresó.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY
En la misa estuvo presente el presidente y vicepresidente de la República, Santiago Peña y Pedro Alliana, además de otros integrantes del gabinete.FOTO: EDUARDO BAZÁN

Monseñor pidió a toda la comunidad católica rezar por los gobernantes como establecen las escrituras de modo de que sean ilumina­dos con sabiduría y discer­nimiento, convirtiéndose en instrumentos para promover la dignidad humana, la liber­tad, la justicia, la paz y el bien común.

“Cuando predominan los jus­tos la gente se alegra, cuando los malvados gobiernan, la gente sufre”, señaló Valen­zuela y fue aplaudido por todos los feligreses. Tam­bién levantó su voz y pidió orar por la educación que ha sido históricamente poster­gada y lastimosamente un nuevo estudio revela el bajo nivel de comprensión lec­tora de los estudiantes. Las reformas planteadas para la educación superior tampoco fueron ignoradas y pidieron el debate sobre un tema sen­sible como este.

Los testimonios de las mujeres víctimas de vio­lencia no deben ser igno­rados, exhortó monseñor y pidió rezar para que estas sean protegidas por la sociedad y la Justicia de modo que se pueda dar fin a su sufrimiento. De la misma manera pidió orar para dar fin a la violencia contra las niñas y adolescentes.

“Urge rezar contra la vio­lencia hacia la mujer, siguen habiendo mujeres que sufren violencia psicoló­gica, verbal, física y sexual, es impresionante el número de mujeres golpeadas, ofen­didas y violadas. Hace días sucedió otro feminicidio, ya son como 40 este año, las distintas formas de malos tratos que sufren las mujeres son una degradación para toda la humanidad”, lamentó.

Valenzuela solicitó retomar las oraciones en familia y rezar por la unidad de estas, de modo que recuperen la autoridad sobre sus hijos, la que se ha ido diluyendo y actualmente los hechos de rebeldía y falta de respeto hacia los padres y los profe­sores en las escuelas, que han ido en aumento. “No vamos a ceder al cansancio, vamos a intensificar esfuerzo por unidad de todos los paragua­yos”, sostuvo.­­

Dejanos tu comentario