“Aterriza el proyecto Hippy a Paraguay”, anunció ayer Martín Admen, CEO de HC Innovations, en conferencia de prensa desarrollado en el canal GEN, al presentar el Programa de Instrucción en el Hogar para Padres y Madres de Niños en Edad Preescolar (Hippy, por sus siglas en inglés).

El innovador programa educativo internacional trabaja con familias de niños de 2 a 5 años y es totalmente gratuito para los mismos, recibiendo todo lo necesario para su implementación. Este proyecto implementado en Israel desde hace 50 años llega a Paraguay de la mano de la Fundación Ramón T. Cartes, en alianza con HC Innovations y la Universidad Hebrea de Jerusalén.

“HC Innovations participa en el proyecto no solamente en este país, sino a nivel del mundo. Podemos decir que desde el Paraguay también estamos aportando nuestro granito de arena, de conocimiento a todo el mundo”, apuntó Admen, y dijo que con la relación fabulosa que HC Innovations tiene con la Universidad Hebrea de Jerusalén permite traer todo lo que es vanguardia, innovación, tecnología y también educación.

Por su parte, Analía Carvallo, gerente de Hippy Paraguay, mencionó que con este programa pasaron de las ideas a la acción. En un año de crisis por la pandemia del covid-19, no se quisieron quedar con los brazos cruzados y se dieron a la acción con un hermoso proyecto. “La presencia de Hippy es una acción concreta de lo que el señor Horacio Cartes, a través de la fundación, quiere dar al país: oportunidad. Él ve la necesidad de empoderar a los padres, darles esas herramientas que necesitan para desenvolverse como lo que son: los primeros educadores de sus hijos. De esta manera, volvemos a recordar que la familia es el núcleo de la sociedad”, expresó.

Hippy se inició en 1969, de la mano de Avima D. Lombard, profesora de la Universidad Hebrea de Jerusalén, como respuesta comunitaria para apoyar la educación de aquellos niños en situación más vulnerable. Actualmente el programa se desarrolla en 15 países.

HIPPY Y ARAMBÉ

En el 2020 se realizó una experiencia piloto en el Centro Educativo Arambé con 30 familias que formaban parte de la institución y 4 familias del Chaco. Este 2021, el programa arranca con familias de niños de 2 años de edad. El desafío es 10 veces más grande, apostando a 324 familias en Luque, Chaco, Paraguarí, Cambyretá y Lambaré. El mínimo de participación requerido por el programa es de 30 alumnos de dos años, ya que se busca dejar capacidad instalada en las casas de las familias paraguayas y empezar la estimulación lo antes posible. Existe evidencia que apoya que cuanto más pequeños se comienza, mayor es el impacto. Hippy está convencido de que cada padre/madre quiere lo mejor para sus hijos y que cada niño y niña puede aprender.

Al respecto, Laura Vargas, directora académica de Arambé, dijo que en Luque aún no completaron con el número requerido de 30 familias y las inscripciones siguen abiertas.

Dejanos tu comentario

13H

¿Cree que el ministro del Interior debe seguir en el cargo tras este nuevo ataque en el Norte?

Click para votar