Ante el colapso del sistema sanitario, la falta de medicamentos, la inconsciencia ciudadana y la falta de mano dura de parte de las autoridades nacionales para hacer cumplir las disposiciones sanitarias, el personal de blanco del Instituto Nacional de Enfermedades Respiratorias y del Ambiente Juan Max Boettner (Ineram) se manifestó ayer en la mañana frente a su sede ubicada sobre la avenida Venezuela de la capital.

En el marco del actual combate a la pandemia del coronavirus los trabajadores de la Salud imploraron a la ciudadanía a no relajar las medidas de protección personal para evitar el contagio del covid-19. Esto es en atención al incremento del índice de ocupación de camas.

“La pandemia continúa: una justa llamada de atención” se denominó la iniciativa del personal de blanco. Los médicos del Ineram y el resto de los trabajadores de la primera línea de lucha contra el covid-19 se vieron obligados a tomar esta medida como un llamado de atención.

Felipe González, mencionó en entrevista con el canal GEN que la intención de la actividad es generar conciencia, por lo que no deben ser dejadas de lado las medidas de protección personal de manera solidaria también para con el resto de la comunidad. “Eso dicen los carteles que portamos: protéjanse y protéjannos a nosotros porque al final todos estamos involucrados en esto. Nuestro índice de ocupación de camas de nuestra institución va en aumento y llegamos a niveles que llaman la atención de que debemos lanzar una alerta”, consideró. Por esta situación, el galeno señaló que están pidiendo nuevamente la reactivación de las medidas sanitarias en atención a que se acercan fechas sensibles para la ciudadanía, como son las fiestas de Navidad y fin de año. “Pedimos que continuemos con las medidas de protección personal y evitar de esa forma contagiar a seres queridos, ya que muchas veces ahí se dan desenlaces que uno no desea”, puntualizó.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar