El ministro de Salud, Julio Mazzoleni, defen­dió la adquisición de insumos médicos a pesar de que una importante partida fue rechazada y negó que el precio por cama hospitalaria se encuentre sobrefacturado.

Mazzoleni brindó ayer una con­ferencia de prensa en sede del parque sanitario de medica­mentos en medio de variados insumos adquiridos que no son utilizables, ya sea por no cumplir con especificaciones técnicas o por falencias documentales.

El ministro abordó el tema espe­cífico de los insumos médicos adquiridos por la emergencia sanitaria en el marco de dos con­tratos en una misma licitación por valor de G. 85.220 millones. Precisó que bienes de tres ítems adjudicados fueron evaluados y han sido rechazados.

En ese sentido, el ministerio rechazó una primera partida de 15 camas hospitalarias, de las 50 que debe recepcionar, por no reunir los requisitos y problemas de documen­tación. Las camas fueron entregadas a Salud el lunes y devueltas ese mismo día a la empresa proveedora.

Ayer se cumplió el plazo de 24 horas que tenía el provee­dor para rectificar o reempla­zar los insumos rechazados. En este caso, las camas como las mascarillas y los trajes de bioseguridad que rebotaron por baja calidad.

En lo que respecta al precio de estas camas, de acuerdo a un documento de despacho de importación al proveedor le salió cada una G. 670.571 y ofertó al ministerio a un precio unitario de G. 4.250.000. Maz­zoleni indicó que se encuentra por debajo del referencial esta­blecido, que es G. 5.000.000.

Recordemos que la provisión de estas camas corresponde a la empresa Insumos Médicos SA, adjudicada con un contrato por G. 47.952 millones. En el mismo llamado de adquisición de insu­mos médicos y camas también fue adjudicada la firma Eurotec SA con un contrato que asciende a la suma de G. 37.268 millones.

La empresa Insumos Médicos es representada por Patricia Ferreira Pascottini y Eurotec por su hermano Marcelo Rubén Ferreira Pascottini, hijos del empresario Justo Ferreira.

“Estas empresas son proveedo­ras habituales del Estado hace por lo menos más de cinco o seis años. Participan constan­temente de diversos procesos licitatorios y lo hacen en forma regular. Los procesos de llama­dos por vía de la excepción son abiertos, no son restrictivos”, señaló Mazzoleni al ser con­sultado sobre las invitaciones al llamado que se limitaron a las empresas del clan familiar.

El ministro dijo que si se reú­nen los presupuestos para eje­cutar la póliza, así se hará. En los contratos se estipuló un 20% de adelanto para las con­tratistas, que en principio no estaba previsto.

Afirmó que si amerita realiza­rán sumarios administrativos e inclusive cambios en la cartera.

Dejanos tu comentario