Una comitiva paraguaya, compuesta por trece mujeres campesinas de Coronel Oviedo y La Colmena, regresó al país después de dos semanas de capacitación y entrenamiento en el Japón, en el marco del proyecto “Mejoramiento de la calidad de vida de las mujeres rurales del Paraguay”, que llevan adelante por cuarto año consecutivo la Universidad Nacional de Yokohama, Japón; la Universidad Nihon Gakko, de Paraguay; la Universidad Nacional de Asunción y la Universidad Nacional de Caaguazú, con el financiamiento de la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA).

El objetivo del programa es desarrollar la autoestima de las mujeres rurales, madres solteras y mujeres que sufren violencia familiar (maltrato), así también capacitarlas para generar su propio recurso económico a través del procesamiento de las frutas y verduras de su huerta familiar para luego comercializar sus productos con valor agregado. “La finalidad es que las mujeres rurales vulnerables desarrollen su autonomía económica y moral, convirtiéndose en pequeñas empresarias para así mejorar la calidad de vida de sus familias, de su comunidad y de la sociedad paraguaya”, indicaron los responsables del proyecto.