El defensor del Pueblo, Miguel Godoy, presentó un amparo constitucional para garantizar el ejercicio libre al trabajo a favor de las empresas MUV y Uber, cuyos trabajadores últimamente fueron agredidos por taxistas. La presentación se realizó ante garantía constitucional del Poder Judicial. Godoy afirmó que la pretensión de obstaculizar el libre trabajo de las empresas de transporte alternativo es ilegal, por lo que se recurre a través del amparo para poder garantizar el libre acceso al trabajo. Se deberá sortear para tener a la jueza que deberá analizar el pedido formulado por el defensor del Pueblo.

En el amparo presentado en el Poder Judicial se cita el derecho constitucional al trabajo y plantea que cualquier disposición en contra del mismo, ya sea de las autoridades o del gremio de taxistas, será interpretada como desacato. El defensor del Pueblo señaló que “buscamos que la Policía tenga una herramienta jurídica a los efectos de impedir cualquier atropello a la libertad del trabajo. Del mismo se busca impedir normas administrativas de municipalidades u otras jurisdicciones que pretendan prohibir este trabajo”, aseguró Godoy.

El defensor del Pueblo sostuvo que se tienen suficientes elementos que se van a ir recolectando en la causa en que se demuestra que los conductores de los taxis actuaron días atrás fuera de la ley agrediendo a los muvers y ubers que se vieron afectados por la reacción de los taxistas. Indicó que el amparo fue presentado debido a que las instituciones no dieron respuestas sobre los actos de violencia que sufrieron los operadores de Uber y MUV.

Asimismo, como medida cautelar se solicita que la Policía Nacional proceda a la detención de las personas que pretendan impedir el trabajo de los conductores que utilizan las mencionadas aplicaciones.

Días atrás taxistas agredieron en la zona de la Terminal a conductores de Uber y MUV. Asimismo, la Municipalidad de Mario Roque Alonso había resuelto que no ingresen a dicho municipio los de Uber y MUV. Esta determinación luego se dejó sin efecto.