Por primera vez en una obra encarada por el sector público, los árboles que están en la zona de obras serán trasladados y no talados. Con el objetivo de preservar 164 plantas nativas del Jardín Botánico, que serán afectadas por las obras de ensanche de la Avda. Primer Presidente, el Ministerio de Obras Públicas prevé la mudanza de casi tres docenas de vegetales de especies nativas a otro lugar dentro del mismo predio del Jardín Botánico y Zoológico de Asunción.

Una vez iniciada la obra de ensanche de la avenida, los trabajos serán desarrollados por la contratista, el Consorcio D-R Costanera, que encara las tareas del Corredor Vial Botánico. Para ello se utilizará una máquina extractora de árboles, que con fuerza hidráulica incrusta cuatro palas mecánicas en el suelo y los destronca para luego trasladarlos a otro sitio.

De esta forma, se garantiza que las especies nativas sigan formando parte del pulmón de Asunción, a lo que se incluirán otras 32 hectáreas que serán parte del Jardín Botánico. Con esto se reafirmará el espacio verde más extenso de la ciudad, informaron desde el Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones. Todo se hará bajo la supervisión de la Fundación A Todo Pulmón.

PROTESTA

Por su parte, un grupo de ciudadanos organizados en el Frente Nacional Popular para la Defensa de Asunción realizó ayer la actividad denominada “Vamos Todos al Botánico”. La iniciativa tuvo por objetivo alertar a la ciudadanía sobre la depredación del espacio público, explicó Matilde Shaerer, quien sostuvo que no existen garantías de que los añosos árboles puedan sobrevivir al traslado.

La organización ciudadana propone la construcción de túneles y la optimización del sistema de transporte público para mejorar la vialidad de la capital, y no necesariamente la construcción de los viaductos que afectará el medio ambiente.

“Están por destruir un pulmón de la ciudad. No se puede alterar el Botánico. Dicen que van a trasladar, pero eso es solo para contentar a la ciudadanía. No se puede trasladar un ecosistema, detrás de los árboles hay microorganismos, aves, montón de cosas”, aseguró Shaerer.