POR VIVIANA ORREGO

  • Periodista 

viviana.orrego@gruponacion.com.py

Investigadoras paragua­yas descubrieron en Boquerón, Chaco, una nueva especie vegetal, simi­lar a la mandioca, y le dieron la denominación de mani­hot takape por pertenecer a esta familia silvestre. Esto, durante una expedición en suelo chaqueño, donde estu­diaron los recursos fitoge­néticos nativos de Paraguay, enfocados a los parientes sil­vestres de especies de impor­tancia económica para la ali­mentación y la agricultura del país y la región.

El descubrimiento fue difun­dido por la revista botánica europea PhytoKeys como parte del proceso de valida­ción. Sin embargo, para que la especie de planta sea recono­cida y validada por la comu­nidad científica internacio­nal debe cumplir con una serie de criterios, explicó a La Nación Juana de Egea, bió­loga y científica coordinadora de la investigación, que fue patrocinada por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecno­logía (Conacyt) en el marco de su programa Prociencia y financiado con recursos del Fondo para la Excelencia de la Educación y la Investiga­ción (FEEI).

Manihot takape es un ejem­plar pariente silvestre cer­cano de la mandioca, cono­cida dentro de la ciencia como manihot esculenta crantz.

El ejemplar lleva el nombre de manihot por su origen vegetal y takape porque es un arbusto enano.FOTO: GENTILEZA

CARACTERÍSTICAS FÍSICAS

Es un subarbusto, planta baja de unos 0.80-1 metros de altura, con una base leñosa y tallos herbáceos que se extienden a los lados y se apoyan en la vegetación circundante. Al igual que la mandioca, tiene raíces que se van engrosando formando tubérculos que almacenan almidón, en este caso son glo­bosos, explicó De Egea.

El hallazgo se produjo en febrero, durante una cam­paña de relevamiento botá­nico en el Chaco, realizado por las biólogas Gloria Céspe­des, María del Carmen Peña-Chocarro, Fátima Mereles y Juan de Egea Elsam.

“A partir del hallazgo, la estu­diamos con cuidado, fuimos describiendo los detalles de la planta: cómo son las hojas, las flores, frutos y el porte. Com­paramos con las demás espe­cies de manihot conocidas por la ciencia. Existen unas 120 especies en total, distribuidas en el continente americano”, sostuvo. Así, comprobamos que el ejemplar no era similar a ninguna otra especie.

COMESTIBLE

En cuanto a si sería apto para el consumo, De Egea mani­festó que de sus propiedades alimenticias aún no se sabe mucho, pero que no sería una sorpresa que los órganos sub­terráneos de manihot takape sean comestibles, ya que acu­mulan almidones. Tras la difusión de la nueva especie, algunas personas comenta­ron que indígenas de la zona del Chaco los consumen tras hervirlos.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar