Este jueves, vecinos del barrio María Auxiliadora de la ciudad de Mariano Roque Alonso denunciaron que desde hace más de un mes son víctimas de cortes de agua durante todo el día y que la situación se ha vuelto insostenible en estos días de intenso calor. Los pobladores ya reclamaron a la Empresa de Servicios Sanitarios del Paraguay (Essap), pero no les dan una solución al problema.

Son más de 15 familias del citado barrio que desde hace más de 30 días sufren de estos cortes de agua en horario en el que el líquido vital es muy necesario y más en días de intenso calor. “Tenemos falta de agua todos los días desde las 9:00 hasta las 18:00 y nuevamente a las 22:30 se corta hasta el amanecer”, explicó Eduardo León, en entrevista con La Nación/Nación Media.

Expresó que todos los días tanto él como sus vecinos llaman a la Essap para preguntar cuál es el problema o con la intención de que envíen alguna cuadrilla para que les den una solución, ya que en cada casa hay niños pequeños o ancianos. “Llamamos tantas veces y siempre la misma respuesta, que no tienen reclamos, que ya enviarán a sus técnicos o que desconocen los motivos por los cuales se producen los cortes”, apuntó.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Lea también: Fuga de amoníaco: 9 pacientes siguen en terapia y 17 serán dados de alta

León realizó un recorrido por varias cuadras en la zona y son más de 15 las familias que le confirmaron que están pasando por la misma situación, por lo que necesitan que la empresa llegue hasta la zona y pueda solucionar el problema. “Hoy nos dijeron que fue un caño roto, pero otro día nos dijeron que fue el reservorio. La estamos pasando mal realmente, están vulnerando el derecho básico de acceso al agua de los pobladores”, señaló.

Solicitó que la Essap pueda llegar hasta la zona y verifique si existe una fuga o cuál es realmente el problema porque es insostenible para ellos poder seguir en esta situación. “No podemos lavar la ropa, cocinar, bañarnos, tenemos que comprar agua para tomar y todo se complica para los que tenemos niños pequeños o adultos mayores en casa”, agregó.

Resaltó que en varias viviendas los vecinos tuvieron que comprar tanques para poder almacenar el agua, pero que no todos tienen la posibilidad de hacer eso ya que es muy costoso. “Algunos vecinos tienen un tanque adicional, que tuvieron que comprar para poder sobrellevar el día a día, pero no todos tienen la posibilidad de comprar. Solo queremos una solución, pronto iniciarán las clases, los chicos deben bañarse y alimentarse a hora para poder asistir”, sentenció.

Te puede interesar: Fuga de amoníaco: “Tumbamos una puerta para salir, si no moríamos adentro”, relata sobreviviente

Dejanos tu comentario