Teniendo en cuenta que en octubre el Hospital de Clínicas tenía de 15 a 20 consultas por cuadros respiratorios por día y actualmente suman 30 en promedio, señalan que se registra un ascenso. Indicaron además que volvieron a aparecer los cuadros de COVID-19, con uno a dos casos por jornada, según informó la jefa del Departamento de Emergencias de Adultos y del Bloque Modular Respiratorio, doctora Sandra Samudio.

La profesional refirió que aunque los números no son muchos como en la pandemia, la aparición diaria de casos es preocupante. Esto sobre todo considerando que se pronostica a nivel de epidemiología que se tendrá un pico de infección en enero y febrero. Estimó que en principio serían casos leves, pero que igualmente podrían saturar los servicios. Resaltó que es un fenómeno que ya se está viendo en Brasil, donde de nuevo es de uso obligatorio el tapabocas en los aeropuertos.

Comentó que el Bloque Modular Respiratorio cuenta con internados por influenza y otros virus respiratorios que no es el nuevo coronavirus, pero que no se pueden detectar. Argumentó que esta situación se da porque sólo realizan pruebas para COVID-19, influenza y sincitial respiratorio.

Doctora Sandra Samudio, jefa del Departamento de Emergencias de Adultos y del Bloque Modular Respiratorio del Hospital de Clínicas. Foto: Gentileza.

Además, después de varias semanas en que ya no se habían reportado casos de reposo por COVID-19 entre los funcionarios de la FCM-UNA, están volviendo a emitirlos. “Tenemos casos de reposo por COVID, por síndrome gripal, impacta mucho en la atención porque un médico con reposo es un médico de guardia menos”, acotó.

Signos de alarma

Así también, Samudio recordó que la mayoría de los paraguayos vacaciona en Brasil y por eso se espera el pico en los dos primeros meses del año, cuando retornen los veraneantes. A esto se suma que se están dando casos de influenza, que resulta raro, porque no es la época habitual, aunque no son casos graves.

Leer más: Salud reporta 621 casos de COVID-19 en una semana

En otro momento, con respecto a los síntomas, manifestó que con la vacunación hubo un cambio y ya los pacientes no presentan todos los síntomas. Estos son denominamos oligosintomáticos, que quiere decir que en algunos no se produce fiebre, pero tienen un cansancio y una cefalea que no es habitual, un leve dolor de garganta.

Alertó que dichos síntomas ya le deben llamar la atención a las personas como para pensar en que se trata de un caso de COVID-19 y consultar. Agregó que probablemente le va a dar de manera leve al paciente sano, pero que siempre es contagioso de igual manera, y a los vulnerables le puede ocasionar hasta el ingreso a salas de internación e incluso a la unidad de cuidados intensivos respiratorios, por lo que instó a no bajar la guardia.

Explicaron además que el Hospital Escuela de la FCM-UNA cuenta con un protocolo institucional para resguardar a los internados de los otros servicios. En dicho sentido, cuando se detecta un caso se procede al aislamiento hasta que se da de alta por COVID-19 en el bloque respiratorio, para luego volver a su lugar de origen.

Leer también: Casi 2 millones de personas no cuentan con la tercera dosis, informó el PAI

Dejanos tu comentario