Ciudad del Este. Agencia Regional.

“Estamos terminando con un ligero repunte de lo que fue en el 2019, empezó a haber gente desde que se levantó la cuarentena y se abrió el Puente de la Amistad. Estamos empezando a tener una luz de esperanza por lo menos, está empezando a mejorar de a poco”, expresó el directivo hotelero Carlos Jara, al ser consultado sobre su evaluación del año en el movimiento hotelero de Ciudad del Este.

“La pandemia y el mal manejo de algunas cosas tuvo un impacto significativo en la industria hotelera. Los meses julio, agosto, setiembre, no tuvimos prácticamente nada de gente, solamente una o dos habitaciones ocupadas de las 75 que tenemos en el Hotel Convair”, siguió explicando el directivo, remarcando que el sector hotelero fue muy golpeado.

Lea más: EEUU compra otras 100 millones de dosis de la vacuna de Moderna

Indicó que en el caso de la empresa que gerencia: “Ayudó la implementación del programa Hotel Salud que nos dio un oxígeno y los meses abril, mayo y junio, si bien no estaban ocupadas muchas habitaciones, entre diez y quince se mantenían en la categoría de Hotel Salud”.

Fue denominado así el programa por el cual las personas que ingresaban al país podían recurrir para hacer la cuarentena obligatoria. “La permanencia de las personas que debían cumplir con la cuarentena representaba que debían quedar en el hotel quince días y eso, era un número importante para nosotros, sobre todo para los que no teníamos gente”, manifestó Carlos Jara.

“Nos ayudó a tener un pequeño oxígeno, un pequeño respiro para que no cerremos el hotel”, fue categórico el directivo del Convair, que está ubicado en el centro comercial y es el más antiguo en el rubro en Ciudad del Este.

Lea más: Perú suspende por precaución el ensayo de vacuna china

No obstante, Jara dejó en claro que el programa Hotel Salud, “fue bueno unos tres meses porque después empezó a degenerarse de alguna manera, por los enormes problemas que había”. Carlos Jara explicó que las confusiones con respecto a las autorizaciones y las medidas dictadas por el Ministerio de Salud, que fueron cambiadas varias veces, derivó en una confusión para que la gente siga utilizando los hoteles como lugar de cuarentena.

“La existencia de todo un protocolo enorme para que la gente llegue a los hoteles salud, para después, ya al final, cualquiera era Hotel Salud, entonces la gente que venía y debía hacer cuarentena se fue diluyendo en varios lugares”, dijo Carlos Jara. El Hotel Conavir tiene este mes de diciembre una ocupación del 20% y 25%.

Perspectiva

Carlos Jara refiere que recién cuando se realice la vacunación masiva contra el coronavirus se podrá creer en una reactivación económica real, siempre y cuando se apliquen las medidas correctas. Habló de la necesidad de que la economía sea reactivada en serio porque lo que este año se hizo fue para sobrevivir.

Sigue la pandemia, de nuevo será un año sumamente difícil para el Paraguay, para la mayoría, lo que pasa es que los números macro del país se mantienen más o menos, porque hay rubros muy importantes para el país como la soja, la carne y otros, pero una cantidad importante de la población seguirá sintiendo los efectos como son las MiPymes, los negocios pequeños y los informales, según Carlos Jara. Aclara que, al haber menos consumo, el sector hotelero también se restringe porque la gente sale menor.

Dejanos tu comentario

11H

¿Cómo califica el actuar de los camioneros en su medida de fuerza?

Click para votar