En el marco de su plan de apoyo para evitar contagios, el Grupo Banco Interamericano de Desarrollo (BID) realizó la donación de 115 kits de bioseguridad a los agentes penitenciarios y 427 kits de higiene personal a las mujeres privadas de libertad (MPL).

Beatriz Genes, asociada en Planificación y Administración del BID, hizo entrega de los kits a Deolinda Ocampos, directora de la Casa del Buen Pastor y a la directora de Bienestar y Reinserción Social de dicha institución, Alejandra Mendoza.

Es noticia: Pytyvõ 2.0: inscribirse ante la SET es un requisito y estos son los pasos

Debido a la crisis originada por la pandemia del COVID-19, se agravó la situación que atraviesan poblaciones vulnerables, como es el caso de las 385 mujeres privadas de su libertad del mencionado centro penitenciario.

Al alto riesgo de propagación del coronavirus al que están expuestas se suma el aislamiento social, que limitó el régimen de visitas y la asistencia de organizaciones y familiares y es por ello que el BID llevó a cabo esta donación.

“Es una gran ayuda la que recibimos del Banco Interamericano de Desarrollo porque contribuye a fortalecer las medidas de prevención del COVID-19”, afirmó la directora de Bienestar y Reinserción Social.

Por su parte, Florencia Attademo-Hirt, representante del Grupo BID en Paraguay, manifestó que la entidad apoyó a varios grupos de poblaciones vulnerables durante esta pandemia y que no podía estar ausente con las mujeres privadas de libertad que, en algunos casos, cumplen su pena en el Buen Pastor con sus hijos pequeños.

Te puede interesar: Nora Ruoti donará viviendas para 4 familias por su cumpleaños

“Estas acciones son parte de nuestra misión de mejorar vidas para todos los paraguayos y las paraguayas. Con gran satisfacción acompañamos al Ministerio de Justicia, en este momento crítico, con kits de bioseguridad e higiene personal que ayudan a mitigar los efectos negativos del COVID-19”, destacó Attademo-Hirt.

El BID es una de las principales fuentes de financiamiento a largo plazo para proyectos económicos, sociales e institucionales en América Latina y el Caribe.

Además de préstamos, donaciones y garantías de crédito, la entidad realiza proyectos de investigación de vanguardia para brindar soluciones innovadoras y sostenibles a los problemas más urgentes de nuestra región. Creado en 1959 para ayudar a acelerar el progreso en sus países miembros en vías de desarrollo, el BID trabaja día a día para mejorar vidas.

Dejanos tu comentario

11H

La Ley de Informconf aprobada ayer ¿ayudará de alguna manera a reducir el desempleo?

Click para votar