El ex director de la Penitenciaría de Emboscada Juan Carlos Irala, llegó a la sede del Ministerio Público para brindar su declaración con relación al caso de la fuga del narcotraficante, Jorge Teófilo Samudio “alias” Samura.

Antes de prestar declaración ante la Fiscalía, Irala dijo ante los medios de prensa que no tiene mucho que decir al respecto pero que lo hará porque no tiene nada que ocultar. Se ratificó que envió la nota dirigida a la comisaría local informando sobre el traslado de “Samura”.

“Dicen que yo no le comuniqué a la Policía sobre la peligrosidad de Samura, pero existe una nota dirigida a la comisaría local”, refirió.

Por su parte, Hugo López, abogado defensor del ex director del Penal de Emboscada dijo que no cree que haya hecho punible hacia su cliente. Indicó que lo que único cometió es una falta administrativa y que eso se sanciona.

Asimismo, sostuvo que cuando se cometió el atentado había 3 camionetas resguardando el convoy que traía a los reclusos.

“Cuando se comete el atentado, había tres camionetas de la Policía resguardando el bus de la Penitenciaría. Había suficiente cobertura de seguridad. Que no hayan podido repeler el ataque, ya no es culpa del director”, aseveró.

“Mi cliente es un director de un penal, no es responsable de la seguridad del país. Incumplió con una falta administrativa y hasta este momento no hay nada como para que se configure en hecho punible”, explicó.