El director paraguayo de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), Nicanor Duarte Frutos, anunció que este miércoles 28 de agosto se realizará una reunión con técnicos y autoridades del lado argentino para buscar una solución que permita la continuidad de los trabajos de adecuación de la línea 500 kV.

“No queremos llegar a instancias que no corresponden a los principios republicanos. (…) Los gobiernos electos por voluntad popular deben entender la solidaridad entre los pueblos para desarrollarse”, mencionó el también ex presidente de la República.

Duarte Frutos, acompañado de técnicos y del asesor jurídico Juan Carlos Duarte, se trasladó en forma urgente hoy a la Central Hidroeléctrica. En este lugar, mantuvo una reunión con el director argentino Martín Goerling y los técnicos de la margen izquierda.

Tras el encuentro, destacó que este miércoles en horas de la mañana, en la ciudad de Asunción, se reunirá con el director argentino y demás técnicos, para buscar una solución consensuada pero advirtió que esto no significa el renunciamiento al derecho que Paraguay tiene de continuar con los trabajos.

“Son aproximadamente US$ 10 millones que van a costar al pueblo paraguayo y ellos ahora quieren trabar. Vinieron los japoneses, tenemos la barra de conexión y ahora no podemos por un mal entendido”, señaló el encargado de la central.

Duarte Frutos adelantó que en caso de no encontrar una solución que no posterguen más los trabajos, activarán los mecanismos diplomáticos para zanjar el conflicto a una instancia mayor.

“Porque nuestra posición es clara. Es intransigente porque sabemos de la autenticidad de nuestros derechos. Desde el 2010 que hay intentos en avanzar en posibilidad técnica de disponer de toda nuestra energía pero resulta que ahora no podemos”, expresó.

Antecedentes

Según informaron en el portal web de la binacional, el inconveniente surgió hoy, a las 5:00 hora paraguaya (6:00 hora argentina), cuando el personal a cargo del Ing. MsC. Leopoldo Melo, jefe del Departamento Técnico Margen Derecha (MD), se presentó a la sala de control de la Central Hidroeléctrica de Yacyretá (CHY) para proseguir con la adecuación definitiva de la LP2 (Línea Paraguaya de 500 kV N° 2). Este paso estaba aprobado y preestablecido por el Comité Ejecutivo (Resolución del C.A. N° 3684-17).

Sin embargo, la ejecución de la tarea fue impedida por el Ing. Marcelo Cardinalli (par del Ing. MsC. Leopoldo Melo), jefe Técnico de la Margen Izquierda (MI); y la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico Sociedad Anónima (CAMMESA).

Informaron tajantemente que no autorizan la prosecución de ninguna maniobra, mientras no se den las reparaciones de la LA3 (Línea Argentina N° 3) que se encuentra fuera de servicio desde el 16/06/2019.

Aseguraron que las Líneas Argentinas N° 1 y 2, respectivamente, supuestamente quedaron en situación técnica vulnerable, por tanto, no permitirán y no autorizan ninguna operación sobre la barra de 500 KV.