Tras un trabajo de investigación denominado “Operación Pescador”, agentes de la Secretaría Nacional Antidrogas (SENAD), policías y fiscales realizaron varias detenciones de personas presuntamente vinculadas a una presunta estructura internacional que utilizaba supuestamente a Paraguay como ruta aérea de cocaína procedente de Bolivia, con destino al Brasil o Argentina.

Hoy, un equipo de investigación encabezado por el fiscal, Hugo Volpe, los agentes de la Senad, efectivos de la Policía Nacional y Militares de las Fuerzas de Tarea Conjunta (FTC) realizó un procedimiento en el interior de un inmueble rural, conocido como “Vaka Ret”, ubicado en la Colonia Cadete Pastor Pando, departamento de Presidente Hayes.

El lugar intervenido cuenta con una pista clandestina, en donde se logró incautar un cargamento de drogas que se encontraba oculto, distribuidos en 13 bolsas de cocaína que totalizan unos 475 kilos de la droga.

“Como cabeza de esta organización se tiene al señor Atilano Arteta y sus principales colaboradores eran sus hijos Cristhian, Rolando, Derlis y el ciudadano colombiano Marcelo Díaz Vélez y la colaboración de otro paraguayo de nombre Darwin Fleita”, expresó el fiscal Hugo Volpe.

En los distintos operativos realizados en Fernando de la Mora, Asunción y Presidente Hayes fueron detenidas varias personas, entre ellos Atilano Arteta Aponte, paraguayo de 57 años, oriundo de PJC, supuesto líder logístico en Paraguay y sus hijos Cristian Arteta Marín, 29 años, Rolando Arteta Marín de 26 años y Derlis Michel Arteta Marín, de 33 años.

La investigación se inició el febrero pasado, conforme a informaciones sobre la existencia de una presunta organización criminal integrada por colombianos, bolivianos y paraguayos, que se dedican al supuesto tráfico internacional de cocaína, cuyas cargas llegan a nuestro país en aeronaves provenientes de Bolivia.

Las aeronaves habrían aterrizado en pistas clandestinas para luego conseguir las logísticas necesarias a fin de realizar reabastecimiento y luego salir nuevamente con la carga de drogas, con destino final a la Argentina o el Brasil, utilizando nuestro país como territorio de tránsito.

También fueron detenidos, Rodrigo Cabezas de nacionalidad colombiana, Marcelo Raymon Díaz Vélez, colombiano y supuesto proveedor de cocaína, detenido en el interior de un edificio sobre Santa Teresa y Darwin Fleitas Benítez, paraguayo de 33 años, secretario del colombiano.