El Tribunal de Sentencia integrado por los jueces Fulvio Salinas, Richard Alarcón y Honorina Acosta, condenó a Alcides Oviedo Brítez por el secuestro de Arlan Fick a 30 años cárcel, más otros 10 años de medida de seguridad.

El condenado por terrorismo, ya había recibido una condena de 18 años, por su participación en el secuestro de María Edith Bordón de Debernardi en el 2001. De esa condena, lleva cumpliendo casi 15 años de encierro.

Los hechos que vinculan al líder máximo de autoproclamado Ejército del Pueblo Paraguayo (EPP), con respecto al secuestro de Arlan Fick, ocurrido en el 2014, son la extorsión agravada, terrorismo y asociación terrorista en calidad de autor.

Alcides Oviedo Britez, a la hora de sus defensa se abstuvo a declarar, pero luego de conocer sus condena, criticó la decisión de la Justicia. “Se pasaron hablando mal de mi persona, las declaraciones de los policías y militares eran chismes”, dijo Oviedo tras conocerse su sentencia.

El EPP es considerado uno de los más terribles grupos criminales que ya realizó varios secuestros, entre ellos el de Fick.