Los problemas de salud mental pueden iniciar con una taquicardia, presión en el pecho o con alguna dolencia clínica, aseguró el doctor Manuel Fresco, titular del Centro Nacional de Control de Adicciones.

“Existen casos en los que el paciente visita a un médico por alguna dolencia clínica como presión en el pecho, en la cabeza o taquicardia, pero es de origen emocional”, dijo en contacto con la 970 AM.

Agregó que en muchos casos como este, los paciente terminan siendo medicados con un sicofarmaco que es un tratamiento incompleto, por qué necesita de una ayuda psiquiátrica para logar superar esa etapa. “Debe ser un tratamiento integrado”, aseguró.

Destacó que las consultas por salud mental han aumentado considerablemente. “Si uno compara con lo que era años atrás. Donde ir al siquiatra era algo que se escondía, pero poco a poco fue cambiando”.

El suicidio es evitable

Fresco puntualizó que los casos de suicidio pueden ser evitables, si la persona van con un especialista a tiempo.

En cuanto al suicidio resaltó que la conducta de la persona que tiende a suicidarse es una sumatoria de ciertas situaciones. “Llegar a tomar la decisión es de acuerdo al factor desencadenante más las sumatorias que se desarrollan con el tiempo”, explicó.

Imagen ilustrativa.
Imagen ilustrativa.

Agregó que muchas veces los casos de suicidio aparecen cuando los medios de comunicación difunden suicidios de personajes muy famosos o tras una seguidilla de suicidios. “Esto se debe a que el suicida potencial, cuando ocurren estos casos, es cuando comienza a fantasear, luego planea. Llega una etapa de evaluación y es donde puede ser evitable. Ya que dan señales o escriben notas, dice cosas, como ya no seré una carga, ya no les voy a generar más problemas o habla del deseo de morirse”.

Alertó de que las personas que se suicidan son las que están saliendo del cuadro depresivo. “Cuando la personas decidió concretar el suicido empieza a calmarse”.

Concluyó que cuando se habla de suicidio, hay que hablar del tema abiertamente, no necesariamente de entrada se tiene que consulta con un siquiatra. “Pueden hablar con el pastor, un pa’i, con una persona que tiene afinidad con la personas que esta mal, que al final le pueda llevar a una consulta especializada”, acotó.