Durante el día de hoy no se abrirán los portones del Club Cerro Porteño para observar el retablo de Chiquitunga al no contar con el dispositivo de seguridad que se requiere para la ocasión. La organización confirma que una vez se habilite el ingreso se informará a la ciudadanía sobre los horarios disponibles.

Este sábado millones de paraguayos en el Estadio de Cerro Porteño, fueron testigos del momento en que se declaró beata a María Felicia de Jesús Sacramentado, primera mujer paraguaya elevada a los altares.

La ceremonia de beatificación fue presidida por el enviado del Papa Francisco, el cardenal Angelo Amato, y obispos de nuestro país. Además se destacó la presencia en pleno de las Carmelitas Descalzas que salieron de su claustro para presenciar el histórico acontecimiento.

Aproximadamente 50 mil fieles hicieron gala del fervor, cantos y plegarias en el sitio.

La imagen elegida de Chiquitunga corresponde a la fotografía que le pidió su padre, Ramón Guggiari, antes de ingresar a la Orden de las Carmelitas Descalzas, en Asunción, donde se la observa con una gran sonrisa y el pelo suelto, poco común en las costumbres sacras.

El paso a paso de como el artista Koki Ruiz junto a su hija Macarena fueron montando el gran retablo con la imagen de la Beata María Felicia de Jesús Sacramentado Chiquitunga.

Un detalle muy sublime es que el iris del ojo izquierdo es el rosario del Dr. Ángel Sauá, ex novio de juventud de María Felicia, con quien ayudaba a pobres y enfermos.

"La imagen, su marco, y el retablo, fue confeccionado por Macarena mi hija y el equipo que le acompaño durante 5 meses, enteramente con rosarios donados y rezados", expresó Ruiz.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar