El padre Romano Gambalunga, Postulador General de la Beatificación de Chiquitunga, anunció que el presidente Horacio Cartes le dijo que declarará de interés nacional la celebración.

Luego de que el papa Francisco haya firmado el decreto para la beatificación de Chiquitunga, el monseñor Edmundo Valenzuela dio a conocer la fecha oficial en que se realizará la celebración, y será el 23 de junio en el estadio de Cerro Porteño, la Nueva Olla.

Por su parte, el padre de nacionalidad Italiana Romano Gambalunga, mencionó que el presidente de la República Horacio Cartes le dijo que declarará el evento de la beatificación de Chiquitunga de interés nacional.

“Este éxito es un motivo de alegría, de esperanza para todos los paraguayos porque me he dado cuenta estando aquí dos semanas haciendo entrevistas encontrando gente, escuchando mucho, que Chiquitunga es la primera mujer paraguaya beata, de hecho la primera beatificación porque San Roque era español. Es una figura tan importante, tan querida”, argumentó el postulador de la causa.

Así también adelantó que el presidente ha dado su disponibilidad para ayudar para que sea una celebración para toda la gente.

“El prefecto de la congregación de la Causa de Santos cardenal Angelo Amato presidirá la celebración representando al papa y leyendo la carta apostólica que declarará beata a Chiquitunga. Para la canonización que esperamos todos que será en los próximos años, falta un milagro que el señor tiene que hacer por intercesión de Chiquitunga”, explicó.

¿En qué consiste la celebración?

La celebración de la beatificación es una celebración eucarística solemne, una eucaristía. “Después del acto penitencial será el rito de la beatificación que es un diálogo entre el señor arzobispo que leerá una pequeña biografía, presentará la figura de Chiquitunga, una síntesis de su vida, de su obra, al cardenal Amato que representa al papa, pidiendo que sea inscripta en la lista de los beatos y el señor cardenal responderá que sí y leerá la carta apostólica del sumo pontífice Francisco que declarará a Chiquitunga como beata. Eso significa que Chiquitunga tendrá una memoria litúrgica, ése es el gran cambio entre ser venerable y ser beata, entra entre los beatos, santos oficiales y se puede dar culto público a ella”, detalló.

Por último, mencionó que para que los fieles se preparen, lo importante es conocer un poco más a ella, la devoción y conocer un poco más de su vida, sus escritos. Además de rezar, pero que eso la gente ya lo hace.