Por la gran cantidad de agua que cae desde ayer en el departamento de Itapúa, se desbordó el lago San Benito, ubicado en el distrito de Obligado Pastoreo, y arrasó con toda su fuerza a la Ruta Graneros del Sur.

Eso fue lo que informó Tomás Bogado, corresponsal del Grupo Nación en la zona mencionada

La corriente hídrica "devoró" cerca de 50 metros de la capa asfáltica de la vía pavimentada, ubicada a 110 kilómetros de Encarnación, dejando de esta manera a los pobladores aislados.

Actualmente la ruta es intransitable y, según la Dirección de Meteorología, las lluvias y tormentas eléctricas seguirán afectando intensamente a Itapúa en lo que queda de la jornada de domingo.

FOTO: GENTILEZA.

Dejanos tu comentario

13H

Miguel Cuevas ¿debería ocupar nuevamente su banca en Diputados?

Click para votar