Las condiciones económicas para este 2022 se vuelven cada vez más complicadas, ante un creciente ritmo de la inflación, caída de la actividad económica, entre otros indi­cadores internos que mues­tran el ritmo actual. Esto hace suponer que la econo­mía paraguaya se enfrenta a un escenario inédito, lo que es sumamente preocupante, según resaltan.

La economista Patricia Goto, de la consultora CPA Ferrere, comentó que las condiciones no son las ideales, por lo que desde ya están esperando una caída de 1,8% para el cierre de este año. “Un año muy parti­cular para Paraguay, después de cerrar un 2021 vigoroso. Hay varios factores que afec­tan el ritmo este año”, mani­festó al canal Pro.

La economista indicó que desde CPA encontraron tres factores determinantes que van a condicionar a la econo­mía este 2022. “Por un lado, un shock climático, muy rele­vante para el Paraguay, por­que depende mucho todavía de esto para su producción. La sequía se observó que afectó fuertemente, casi en más de 60% de la producción de gra­nos”, agregó.

CONDICIONANTES

Como segundo condicio­nante, añadió que se trata de la sorpresiva situación de conflicto entre Rusia y Ucra­nia. “Este tiene un impacto relevante sobre la econo­mía local, por las conexiones comerciales, ya que enviamos carne principalmente a Rusia y eso se ve afectado a lo largo del año”, afirmó.

El tercer factor tiene que ver con algo más global, pero muy relevante y que no deja de ser sorpresivo, es el shock inflacionario. “Como todos sabemos, estamos pasando por un momento de suba de precios desde el 2021, pero que se consolidó desde prin­cipios de este 2022. Estas subas tienen impactos, tanto por el lado del consumo como la inversión”, añadió.

INFLACIÓN

Goto resaltó que el efecto de la inflación en el sector empresarial es fuerte y que puede llegar a afectar las decisiones de los empresa­rios para invertir, conside­rando que en cierta medida tendrán pérdidas de márge­nes o de rentabilidad por los altos costos.

“Todos estos factores van a condicionar el crecimiento este año, por lo que nosotros desde CPA Ferrere espera­mos una caída de 1,8% para el cierre del año.

Dejanos tu comentario