El inicio del cierre de los programas sociales a través de los cuales se realizaron transferencias a los segmentos vulnerables afec­tados por la pandemia contri­buyó a que en enero el monto de las transacciones realiza­das a través de las Entidades de Medios de Pago Electrónicos (EMPEs) se redujera 32,7%, en comparación con el mes inme­diato anterior, señala el aná­lisis de la consultora Mentu.

En el mes, las transferencias totalizaron los G. 1 billón, de acuerdo a los datos oficiales del Banco Central del Para­guay (BCP). Dentro de las 8,2 millones de transaccio­nes realizadas en enero, los pagos efectuados bajo todos los conceptos se redujeron en forma mensual, particu­larmente los pagos en comer­cios, -26,8%, y los giros a nivel nacional, -24,5%, que se expli­can principalmente por la dis­minución de más del 50% de las operaciones de cash in (dinero en efectivo), que son procesos de acreditación de dinero en las cuentas de los agentes, señalan los analistas.

Según el boletín de EMPEs del Banco Central, a finales de enero existían más de 5,8 millones de cuentas habilita­das y, si bien la implementa­ción de los programas sociales propició una mayor profundi­zación, aproximadamente el 40% de los establecimientos se encontraban en Asunción y Central, reflejando una impor­tante concentración.

Por otro lado, el nuevo Boletín Informativo de EMPEs per­mite, en primer lugar, obser­var la distribución de los pun­tos de acceso a los servicios de cada una de las entidades por departamento. Además, brinda datos sobre cómo es uti­lizado el dinero de las billete­ras de cada EMPE, ya sea para el envío de dinero, giros nacio­nales, pagos de facturas o en comercios, entre otros.

Adicionalmente, el reporte presenta la cantidad de cuen­tas activas (2,5 millones a diciembre/2020) e inactivas y la vinculación existente entre las mismas y cuentas del sis­tema financiero.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar