La economía chilena cayó en sus indicado­res por segundo mes consecutivo; en el último mes del año la caída fue de 3,3%, según el Índice Mensual de Actividad Económica (Ima­cec). El panorama previsto para este año tampoco es muy alentador y los produc­tores locales del sector cár­nico señalan que si esto no mejora, tendrá su repercu­sión a nivel interno, ya que son los mayores compradores de la proteína roja paraguaya.

“Es nuestro principal mer­cado, claro que tendrá su inci­dencia directamente si esto sigue así. Esto es una clara señal más de que no podemos estar cautivos de dos merca­dos”, expresó Luis Villasanti, presidente de la Asociación Rural del Paraguay (ARP).

Por su parte, el economista Jorge Pappalardo indicó que es preocupante la situación de uno de los socios comer­ciales más importantes del Paraguay. “Es preocupante y es momento de buscar más mercados antes de que sea tarde. Además, hay que tener en cuenta los centenares de supermercados que fueron saqueados donde se comer­cializa la carne”, sostuvo el economista.

Además, lamentó la crisis social que atraviesa el país transandino, teniendo en cuenta que en los últimos tiempos fue una de las eco­nomías más pujantes de la región.

En el 2019, Paraguay dejó de recibir más de US$ 86 millo­nes por los envíos de carne. En términos comparativos, en el 2018 se exportaron más de 300 mil toneladas de carne por US$ 1.179 millones. Mientras que el año pasado se enviaron 291 mil tonela­das por US$ 1.093 millones.