El presidente de la ADIRI (Agencia de Desarro­llo e Integración de la Región de Itaipú), Juan Bar­boza, informó de la confirma­ción de la apuesta de 2 de las más grandes industrias textiles de Portugal en la zona industrial de Hernandarias, departamento de Alto Paraná, para el mon­taje de las plantas fabriles que se dedicarán al rubro de la confec­ción, específicamente medias, toallas, sábanas y afines, cuyas inversiones se aproximan a los 12 millones de euros, que serían unos US$ 13,4 millones.

Se trata de la firma Têxteis JF Almeida SA, creada en 1979, de referencia en el sector textil del hogar. Cuenta con más de 550 profesionales calificados y un moderno parque indus­trial en Guimarães, con lo que garantiza una respuesta rápida a las solicitudes, ya que se espe­cializa en la exportación en un 80%, por lo que probablemente se decidieron a montar la pro­ducción en Paraguay bajo el sistema de la maquila.

Reunión con los industriales de Portugal, Miguel y Luis Pintos Campos, de Campos & Campos.FOTO:GENTILEZA
Reunión con los industriales de Portugal, Miguel y Luis Pintos Campos, de Campos & Campos.FOTO:GENTILEZA

Su apuesta es de unos 5 millones de euros, dijo Barboza, para acercar toda la estructura y tecnología de punta para la ela­boración de toallas, sábanas y afines. En tanto que Campos & Campos, que proyecta una inversión entre 6 a 7 millones de euros, se especializa en pro­ducción de calcetines. Es una firma fundada en 1981, que fue forjando la aceptación com­pleta del producto, debido a la tecnología utilizada en el pro­ceso de producción, la calidad de la materia prima utilizada y el diseño del producto termi­nado, según el sitio web.

A más de la implicancia social y económica para la zona este del país, en cuanto a generación de mano de obra, ya que en una pri­mera etapa desde que empiecen a operar las fábricas, que estimó el titular de ADIRI podría ser en el segundo semestre del 2020 ya, cada una emplea­ría a unas 100 personas, que a mediano plazo irá aumen­tado progresivamente.

PROYECTO ALGODÓN

A la vez, los empresarios portugueses están intere­sados en un proyecto pre­sentado por la ADIRI en una reunión con intendentes de la región este, empresa­rios, la UGP y cooperativas, para diseñar todos juntos el resurgimiento del oro blanco paraguayo, o el cultivo del algodón, que beneficiaría a 2.000 familias en el departa­mento de Caaguazú, donde se prevé la zona de cultivo. A la vez, los empresarios portu­gueses utilizarían la materia prima local o algodón para la producción de sus artícu­los, a más de exportar a los mercados europeos, donde dicha materia prima es más que requerida y valiosa.