El presidente del BCP, José Cantero, señaló que los representantes del FMI tras recorrer las indus­trias de Itapúa, se llevaron la impresión de un país con muchos desafíos, con un potencial muy grande, con estrellas nacientes, secto­res que están surgiendo y que pueden ser los propul­sores complementarios de la economía para los siguientes 10 o 15 años para que prosi­gamos con esta orientación de mucha cordura macroeco­nómica, pero con dinámica empresarial.

“Se recalcó aquí la importancia de avanzar en la agenda de la institucionali­dad, la reforma educativa, de la infraestructura que todo eso hace a la productividad y el sector empresarial. Uno de los mensajes muy claros de que el sector empresarial y el sector productivo los que capitalizaron la estabilidad y llevaron al país a un auge, y se discutió aquí que eso prosiga y que convierta a nuestro país en un país más inclusivo, con mayores oportunidades para todos”, dijo el titular del BCP.

Agregó que el país nece­sita mantener esa trayecto­ria de cordura macroeconó­mica ante los desafíos que se tienen, pero también que la economía sea impulsada con mayor productividad de los sectores cárnico, sojero y aceites complementados con otros sectores que pue­dan diversificar la produc­ción y hacer a la economía más resistente. Además de encarar políticas públicas orientadas a la eficiencia, la transparencia y también la productividad.