Varios sectores bus­can desarrollar el sector de viviendas de manera a ofrecer una casa propia a la gente y así dina­mizar la economía, ya que existe un gran mercado en el país, sobre todo para la clase media, señaló el ministro de Hacienda, Benigno López, luego de reunirse con empre­sarios del rubro y referentes de bancos. El encuentro fue en el salón auditorio del Ministerio de Hacienda.

El secretario de Estado señaló que la idea es destrabar los créditos y de paso dinami­zar la economía. Explicó que el sector cuenta con un mer­cado que mueve entre el 3% y el 4% del Producto Interno Bruto (PIB) del país. “Es un desafío importante que tene­mos, hoy nos reunimos y sur­gieron varias ideas. Esto lo iremos puliendo y daremos una solución reglamentaria al menos. Este es un mercado que puede impactar en los próximos años”, manifestó el ministro de Hacienda. Agregó que este proyecto abarca tanto al sector público como privado y el principal desafío es ver la manera de cómo financiar la construcción de las viviendas para miles de compatriotas.

Al respecto, López señaló que la propuesta es que aquellas familias que pagan un alquiler lo puedan hacer, pero en cuo­tas de algo que ya será suyo en la vida. Señaló que una gran porción de la clase media abona, en promedio, dos millo­nes mensuales en concepto de alquiler de viviendas o depar­tamentos. Añadió también que el programa se desarro­llará de manera paralela a los proyectos que cuenta actual­mente el Ministerio de Urba­nismo, Vivienda y el Hábitat (MUVH), que ejecuta obras a gran escala. El titular de la cartera económica afirmó que dentro de los programas del ente se desarrollarán proyec­tos por US$ 500 millones para los próximos años. Señaló que la meta es contar con un fon­deo por un monto de US$ 300 millones para el primer año, que se estima aplicar y que en principio será desde el 2020.

GARANTÍA

López explicó que se deben generar las garantías corres­pondientes para que los inte­resados puedan acceder a los créditos a largo plazo. Señaló que la Agencia Financiera de Desarrollo (AFD) puede gene­rar un fondo de garantía para el sistema a la hora de prestar ese dinero y que esos recur­sos pueden ser generados mediante los demás produc­tos que cuenta, lo que permi­tirá a los bancos no asumir la totalidad de los riesgos.

“Al generar esa garantía va a permitir que esa tasa sea acce­sible para el ciudadano de clase media a media baja”, mani­festó el ministro de Hacienda. Agregó que el Paraguay tiene varios bancos, el mercado y los desarrolladores por lo que exis­ten todos los elementos nece­sarios para poder planificar, ejecutar y obtener soluciones integrales a la problemática.