La compañía General Motors sigue posando su atenta mirada a las inversiones y el trabajo que viene realizando el Grupo De La Sobera con la marca Chevrolet.

Como resultado del esfuerzo de una mejora continua es que la concesionaria para­guaya acaba de recibir la cer­tificación de “servicio per­sonalizado” por parte de GM, la cual representa una modernización total de su segmento de posventa en el showroom de la casa cen­tral ubicado sobre la avenida Santa Teresa.

El “servicio personalizado” está catalogado como uno de los mejores en la indus­tria automotriz en este momento, ya que cuenta con estándares internacionales y tiene como prioridad opti­mizar el tiempo del cliente así como transparentar los procesos en las diferentes áreas”, sostuvo Sergio Cas­tro, gerente de ventas DLS.

El proceso para adecuar las instalaciones, así como talle­res, recepción y atención de clientes del segmento pos­venta tuvo una duración de siete meses que fue contro­lado por representantes de General Motors.

“La familia De La Sobera está muy contenta de habi­litar de la mano de Che­vrolet, este moderno taller que facilitará la asistencia a todos los clientes de la marca, quienes se merecen una atención de excelencia”, destacó Atilio Gagliardone, presidente del Grupo DLS.

EL SISTEMA

Los pasos del nuevo servicio personalizado de Chevrolet inician al fijar la cita en el horario más conveniente para el cliente. Al acercarse la fecha, el propietario reci­birá una llamada para la con­firmación. Luego, el dueño será recibido por un anfi­trión, quien lo orientará para dirigirse al box asig­nado sin pérdida de tiempo. Luego será recibido por el técnico de servicio, quien le explicará y enseñará la operación que realizará en el vehículo.

Hay que señalar que el cliente puede estar presente durante todo el proceso del servicio, incluso a la hora de presu­puestar el servicio y repuesto a fin de ofrecer la mayor transparencia posible.

NUEVO SISTEMA SERÁ REPLICADO

Este nuevo sistema de aten­ción personalizada que ofrece el Grupo De La Sobera con la marca Chevrolet, será replicado en los talleres pro­pios que tiene la empresa en las principales ciudades del país una vez que se con­solide. El cliente una vez que conoce su presupuesto deberá pasar por la central de atención para cerrar la orden de trabajo y actualizar los datos de contacto. Mien­tras se está realizando el ser­vicio, puede estar presente en el box, en la sala de espera o visitar en showroom para ver los nuevos modelos y accesorios disponibles.

Una vez finalizado el servicio, el propietario hace el pago y como una muestra de la trans­parencia de la operación, el técnico hace entrega al cliente de los repuestos que fueron cambiados. Al finalizar el pro­ceso, el dueño puede retirarse y se estima que si el problema no es grave puede realizarse en dos horas así evitando perder mucho tiempo y optimizando el trabajo de los técnicos.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar