El acuerdo con la Universidad Hebrea, que potenciará principalmente lo tecnológico, ayudará bastante, lo que es necesario para el país, según sostienen desde el Gobierno. Coinciden en que Paraguay se perfila a ser un centro tecnológico en la región tras ser integrada al mapa tecnológico y de oportunidades de la compañía Yissum, que trabajará de cerca con HC Innovations.

Miguel Martin, viceministro de Tecnologías de la Información y Comunicación (Mitic), resaltó que la alianza de HC Innovations con la Universidad Hebrea es sumamente auspiciosa para el Paraguay, ya que el país está en un momento crucial de cambios en vías de desarrollo y con miras a la cuarta revolución industrial, en la que el Gobierno pretende estar dentro.

“Nosotros, como Ministerio de Tecnología, tenemos dentro de nuestros objetivos propiciar estos tipos de acuerdo, principalmente desde el sector privado, no solo en el sector público. Es decir, que las empresas potencien estos acuerdos que serán sumamente beneficiosos para el país. Nosotros estamos muy contentos de que esto ocurra aquí y ahora”, mencionó.

El viceministro agregó que el Gobierno actualmente se aboca a la agenda digital con cuatro componentes dentro de la misma como el gobierno electrónico, infraestructura, economía digital, por lo que se entiende que es una actividad muy grande el de formar a la persona con habilidades del siglo XXI, que se requieren para poder exportar conocimiento. “De hecho que ya se hace, pero solo de forma más aislada, pero también hay una convergencia muy grande, muy pronto, cuando se tenga la Universidad de Taiwán”, agregó.

En ese sentido, enfatizó que el hecho de tener acuerdos con universidades prestigiosas como es la Universidad Hebrea, así como la de Taiwán, con presencia en Paraguay, es muy interesante, ya que a nivel local hace falta tener jóvenes con esas capacidades que se adaptan a las necesidades del siglo XXI.

“Hace falta demasiado, ya que la industria está creciendo y el sector también ya entiende que es necesario incluir el factor tecnológico como un elemento para ser competitivo”, expresó.

PRESENCIA EN PARAGUAY

Martin dijo que el Mitic está enfocado en dos cosas como los acuerdos importantes desde la Presidencia con empresas como el gigante del comercio electrónico, Amazon, que marcan presencia. Su vicepresidente viene al país la semana que viene y estará en reuniones con el Presidente y con el ministerio, lo que significa una gran oportunidad para el país. “La idea es que no solamente se dicten políticas, sino que las construyamos juntos, desde aquí y teniendo a Paraguay como un eje para exportar conocimientos, innovar sobre cosas que antes no existían”, manifestó.

El viceministro enfatizó que desde afuera ven que algo está pasando en Paraguay. La agenda digital y la transformación digital son elementales, por lo que el Gobierno, así como el sector privado, le está dando esa importancia al país. “El hecho de ser ahora un Ministerio de Tecnología desde una secretaría nos da una responsabilidad, con una gran envergadura, mucho mayor sobre todo lo que tenga que ver con tecnologías. Estamos aquí para ordenar y que todo sea más eficiente”, acotó.

Para el economista y empresario bursátil Elías Gelay, mencionó que todo esto es muy beneficioso para la economía paraguaya, ya que las inversiones en tecnologías, además de innovación, son muy necesarias en el mercado, pues Paraguay está entre los países con menores ratios en el mundo, en innovación. “Empezar a hacer estos tipos de alianzas para traer experiencia extranjera es sumamente beneficioso y fundamental para nuestro país”, acotó.

Mencionó que al Paraguay le hace falta mucho todavía para llegar a ser un centro tecnológico para la región, pero sí es un camino por donde hay que empezar. Con estas alianzas se crea un camino que se empieza a desarrollar, enfatizó.

CONVENIO

El miércoles pasado se firmó el convenio entre la empresa paraguaya HC Innovations y la Universidad Hebrea de Jerusalén (HUJI) para impulsar el ambicioso plan que incluye tecnología y capacitación a jóvenes paraguayos.

El 15 de abril se publicarán las condiciones para que cualquier joven paraguayo natural, que esté en una universidad acreditada de Paraguay, entre 18 y 30 años, pueda postularse para que la Universidad Hebrea de Jerusalén elija a los 5 que van a iniciar este proceso, según adelantó Gustavo Leite, asesor de la presidencia de HC Innovations.

Apuntan a que los jóvenes paraguayos puedan estudiar temas sobre innovación, emprendedurismo, pero lo más importante hacer pasantías dentro de Yissum y de las empresas tops de Israel para ser luego los embajadores de una nueva cultura de innovación en ciencias y tecnología, una nueva cultura de emprendedurismo.

MÁS INNOVACIÓN

La Universidad Hebrea de Jerusalén, a partir de su escuela de agronomía, llevará adelante dos investigaciones, una sobre hierbas medicinales de Paraguay y su potencial médico y otra sobre la cebolla y el tomate para mejorar la producción local y la logística.

La compañía traerá 7 a 8 tecnologías, de las cuales unas 3 van a ser probadas en Paraguay, Argentina y Brasil, para luego empezar a producirlas en el país y comercializarlas en la región. De acuerdo a Leite, asesor de HC Innovations, la oportunidad que representa para Paraguay el proyecto es enorme, ya que permitirá la generación de nuevos puestos de trabajo.

La Universidad Hebrea, a partir de su escuela de agronomía, llevará adelante una investigación sobre hierbas medicinales de Paraguay y su potencial médico.
La Universidad Hebrea, a partir de su escuela de agronomía, llevará adelante una investigación sobre hierbas medicinales de Paraguay y su potencial médico.

Yissum: La innovación y la transferencia tecnológica

Los avances de Israel están ligados a la calidad de sus universidades, a sus científicos e investigadores, a la activa participación de las empresas y del gobierno y a la eficiente política de incentivos que se aplica para lograr esos objetivos. Hay que destacar que con solo 2% de la población mundial, los investigadores y científicos de origen judío o descendientes de ellos han recibido 29% de los premios Nobel otorgados a la fecha, especialmente en física, química, medicina y economía, señala el portal Itrade.

Este país tiene 140 investigadores por cada 100 mil habitantes, lo que representa el número más elevado a nivel mundial, por encima de Estados Unidos (83), Japón (70) y Alemania (70). El país registra anualmente 5 veces más patentes que el conjunto de todos los países latinoamericanos y se coloca como el segundo país del mundo en empresas cotizadas en Nasdaq, luego de EEUU y más que toda Europa, India, China y Japón combinados.

Tres de las más importantes universidades de Israel que se ubican entre las 200 más prestigiosas del mundo, entre los cuales se encuentra la Universidad Hebrea de Jerusalén (109) en la que precisamente se adelanta, a través de su empresa Yissum y con el sector privado y convenios con socios internacionales como las universidades de Stanford, Cornell, Berkeley, Harvard y MIT, un notable programa de apoyo a la innovación y la transferencia tecnológica.

La referida empresa opera como la compañía de transferencia tecnológica y de comercialización de las innovaciones generadas en esa universidad, se encarga de administrar los incentivos y tramitar el registro de las patentes de profesores y la política de distribución de las ganancias de la comercialización de esas innovaciones, de las cuales 40% se le reconoce al investigador, 20% al laboratorio o dependencia en donde se ha realizado la innovación y lo restante se aporta a la universidad. Es así como se ha logrado por los académicos investigadores y sus estudiantes avanzados, en más de 5 décadas de existencia de este programa, el registro de más de 8.000 aplicaciones de patentes tecnológicas, más de 700 convenios de licencias y las ventas anuales por la comercialización de los productos y patentes generados por este programa llegan a 2 mil millones de dólares.

Con esa visión de promover el emprendimiento, la innovación y la transferencia tecnológica, Israel logró un extraordinario desarrollo económico fundamentado en la economía del conocimiento: el país sostiene un crecimiento promedio cercano al 3% interanual, para el 2014 su PIB per cápita fue superior a 37 mil dólares, el país se ubica en el puesto 19 entre las naciones de mayor desarrollo humano. Todo ello a pesar de tener que confrontar un conflictivo entorno bajo frecuentes amenazas de movimientos fundamentalistas de hacerlo desaparecer como Estado-Nación.