La industria sojera nacional registrará en la campaña 2018-19 un récord absoluto en el volumen de procesamiento con unas 3,950 millones de toneladas. Esto se dará en un contexto de igual producción de la oleaginosa, lo que significa que el crecimiento de la industria se dará en detrimento de las exportaciones de materia prima, según el último informe del Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA).

El volumen proyectado por el organismo estadounidense representa un crecimiento del 6,7% en comparación a las 3,700 millones de toneladas industrializadas en la campaña 2017-18. Teniendo en cuenta la proyección de 9,800 millones de toneladas de producción de soja para la temporada 2018-19, el nivel de industrialización de la materia prima alcanzará el 40,3%, que será el más elevado en las últimas tres zafras, ya que en la campaña 2017-18 se alcanzó un 37,7% y en la 2016-17 un 36,2%.

Desde la Cámara Paraguaya de Procesadores de Oleaginosas y Cereales (Cappro) se mostraron aún cautos con las proyecciones para la próxima campaña, aunque destacaron que será muy difícil alcanzar las cifras proyectadas por el USDA.

En cuanto a la exportación de granos de soja como materia prima, el organismo estadounidense estima una caída del 5,6% con un volumen proyectado de 5,900 millones de toneladas contra las 6,250 millones de toneladas del anterior periodo.

RANKING MUNDIAL

Paraguay se ubicará en la novena posición entre los mayores industrializadores de soja en el mundo en la campaña 2018-19. El USDA estima un nivel de procesado global de 307,604 millones de toneladas y los líderes serán China con 92,500 millones de toneladas, Estados Unidos 56,608 millones, Argentina 43,000 millones, Brasil 42,700 millones, Unión Europea 16,600 millones, India 9,200 millones, México 5,300 millones, Rusia 5,000 millones, Paraguay 3,950 millones y Egipto con 3,300 millones de toneladas.