El empresario y presidente de Tabacalera del Este SA (Tabesa), José Ortiz, manifestó que la intención del Protocolo para la eliminación del comercio ilícito de productos de tabaco solo fortalecerá al mercado ilegal, pues propiciará la creación de fábricas clandestinas.

Lo dijo en entrevista para la 1080 AM con relación a la implementación del protocolo, parte de ello ya legislado, con lo que se pretende saber hasta la última cajetilla a quién fue vendida, lo cual es imposible, dijo. “Cuanto más exigencias le pones al sector lícito del tabaco, cuando pones más impuestos confiscatorios, se fortalece lo ilícito y las fábricas clandestinas se ponen felices”, expresó.

Para el referente del sector, el proyecto busca “meterse” en la logística de las empresas lícitas y no así de las ilícitas. “Al parecer, quieren matar todas las exportaciones”, arrebató.

En ese sentido, indicó que en Paraguay siempre se habla del Impuesto Selectivo al Consumo (ISC), pero que en realidad el tabaco paga muchos impuestos más, no solo ese. Al efecto, el Gobierno está considerando bajar algunos tributos, lo que sería la mejor decisión para luchar contra lo ilícito, sostuvo.

Lea también: Incentivo en restaurantes a vacunados es para quienes completaron dosis en los últimos 30 días

José Ortiz, empresario y presidente de Tabacalera del Este SA (Tabesa). Foto: Archivo.

Altos impuestos del Brasil

Con relación al comercio ilegal, señaló Ortiz que el problema no es paraguayo, sino más bien el impuesto confiscatorio que tiene Brasil, en donde cada semana cae una fábrica clandestina. A lo que sumó que si se considera el caso de dejar de producir cigarrillos en Paraguay, el vecino país igualmente tendría un mercado ilegal por sus altos impuestos confiscatorios.

“Es tan confiscatorio el impuesto en Brasil que aún con el cambio sigue siendo negocio para ellos llevar cigarrillos de cualquier parte del mundo. Si bajan sus impuestos, puede variar nuestro mercado porque capaz ya no vengan a comprar aquí, pero dependerá de nuestra habilidad para crecer en exportaciones”, agregó.

En cambio, Paraguay con su política de impuestos moderados hace que el país sea muy competitivo, 45% de tributos para el sector, mientras que en Brasil ronda el 65%, lo que no deja de convertirlo en un mercado interesante. “Si tuviera impuestos razonables, hasta yo estaría encantado de instalarme allí con una industria”, subrayó Ortiz.

A la vez, amplió acerca de la política del grupo que es la de expandirse justamente, y que actualmente cuentan con una red de 17.000 distribuidoras que compran los productos de la tabacalera, siendo el porcentaje mayoritario del mercado, compitiendo fuertemente con el internacional, acotó.

Estudio postergado

El pleno de la Cámara de Senadores postergó este jueves por el plazo de 15 días el tratamiento del “Protocolo para la eliminación del comercio ilícito de productos de tabaco”, mensaje N° 126 del Poder Ejecutivo, vía Ministerio de Relaciones Exteriores, de fecha 12 de diciembre de 2018.

El senador Abel González planteó el aplazamiento por dos semanas para realizar audiencias con los sectores empresariales del rubro y representantes del Poder Ejecutivo. El documento se encontraba en el punto 7 del orden del día de este jueves.

“Esta petición obedece a la necesidad de escuchar a representantes del Poder Ejecutivo sobre los argumentos que conllevaron la suscripción de este documento, dada su importancia, así como a los representantes del sector tabacalero, agricultores del tabaco y otros interesados que están en la ruta de venta de los productos del tabaco hasta el consumidor final”, argumentó el senador.

Puede interesarle: Desde el lunes bajará G. 500 por kilo el precio del gas

Dejanos tu comentario