El reciente informe divulgado por el Banco Mundial, denominado “La larga sombra de la informalidad: Desafíos y políticas”, ubica a Paraguay entre los diez países de América Latina y el Caribe con mayor tasa de informalidad, como proporción del total de empleo. La tasa de informalidad laboral en nuestro país asciende a un 50%.

El reporte posiciona a Paraguay en el séptimo lugar de la lista, por encima de República Dominicana, El Salvador y Jamaica, que ocupan el octavo, noveno y décimo lugar. En los primeros seis lugares aparecen Bolivia, Honduras, Nicaragua, Colombia, Perú y Ecuador, respectivamente.

El estudio menciona también que en los países emergentes, la informalidad laboral representa más del 70% del empleo total y equivale a casi un tercio del Producto Interno Bruto (PIB).

En ese sentido, sostiene que “la magnitud de esta situación reduce la capacidad de estos países de movilizar los recursos fiscales necesarios para apuntalar la economía durante una crisis; llevar a cabo políticas macroeconómicas eficaces y generar capital humano para el desarrollo a largo plazo”.

Leé también: Fluctuaciones del dólar tienden a continuar, según el BCP

Debilita los esfuerzos

El organismo internacional afirma que la elevada informalidad debilita los esfuerzos políticos realizados para frenar la propagación del COVID-19 e impulsar el crecimiento económico.

Esto debido a que las personas que trabajan de manera informal no pudieron quedarse en sus casas a cumplir los requisitos de distanciamiento social, principalmente por no estar dentro del sistema de seguridad social.

Las recomendaciones del Banco Mundial son adoptar un enfoque integral, adaptar las medidas a las circunstancias de cada país, mejorar el acceso a la educación, los mercados y el financiamiento para que los trabajadores y las empresas informales puedan ser lo suficientemente productivos como para pasarse al sector formal.

Asimismo, insta a mejorar la gobernanza y el clima para los negocios, de manera que el sector formal pueda prosperar, y simplificar la normativa fiscal para reducir el costo de operar formalmente y aumentar el costo de operar informalmente.

Te puede interesar: Cuestiones relacionadas al COVID-19 impidieron a 40.275 personas buscar trabajo

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar