El vicepresidente del Centro de Armadores Fluviales y Marítimos del Paraguay, Juan Carlos Muñoz, alertó que la economía afronta un escenario preocupante y alarmante por la bajante histórica del río Paraguay. Si bien, pese a las dificultades de navegación, la exportación se mantuvo en cuanto a volúmenes de carga, no así la importación que reporta una caída de entre el 20 y 30%.

En contacto con Universo 970 AM, Muñoz habló del impacto del inédito descenso del cauce hídrico y dio datos desalentadores para los sectores de la embarcación y la economía. “Estamos en un escenario realmente crítico, preocupante y alarmante, en el que creo que la conjunción de las mejores ideas es la que nos va a ir llevando a un camino de solución parcial”, afirmó.

Te puede interesar: Unos 850 kilos de granos y harina de cáñamo paraguayo ya son comercializados en EEUU

Consultado sobre el impacto de la sequía en las exportaciones de mercaderías, el entrevistado sostuvo que el volumen de envíos no se alteró, pero sí hubo una fuerte repercusión en las importaciones.

Afectó más a las importaciones

“La exportación se mantuvo en volúmenes de carga. Tuvimos una muy buena siembra, esperábamos un año espectacular que se vino a caer con la pandemia, por un lado. Y con el leve repunte en enero, se cae el río y todo lo largo del río, y la exportación se mantiene”, significó.

Sin embargo, en cuanto a importación, Muñoz dijo que los reportes indican que “en cuanto a valores estamos por debajo de un 20 a 30% de lo habitual”. “Estamos por entrar en el mes más importante de importaciones y se van a dar si es que realmente existe una reactivación económica, sobre todo, en nuestro frente de venta comercial que es sin duda la frontera con Brasil”, apuntó.

Insistió que el comercio exterior en general ha tenido una baja importante y por consiguiente toda la cadena logística que lo acompaña. Alertó además que Paraguay atraviesa por una situación no vista en los últimos 60 años. Destacó, no obstante, que se han desarrollado campañas exitosas de dragado del río Paraná después de 30 años.

“Esta situación no solo afecta a aquellos que hacemos transporte, sino es transversal a la economía paraguaya. Nuestra producción de commodities está castigada históricamente por nuestros altos costos logísticos, nuestra dependencia de puertos de transbordo no siempre muy amistoso que hacen a factores exógenos que nos aumentan los costos. Así que esta es una situación en donde tenemos que poner de resalto el problema y buscar las soluciones entre todos”, concluyó.

Leé también: CDE: “Esto va a ser un descontrol total”, lamentó doctora

Dejanos tu comentario

9H

A su criterio, ¿los senadores deberían pedir la pérdida de investidura de Sixto Pereira?

Click para votar