Naciones Unidas, Estados Unidos. AFP.

El secretario general de la ONU, António Guterres, tildó de “locura” la nueva “carrera armamentista” nuclear que avanza, mientras Corea del Norte ha advertido que la península coreana está “al borde de una guerra nuclear” por la actitud de Estados Unidos y Corea del Sur.

“Me he comprometido (...) a hacer todo lo que esté en mis manos para movilizar a los países sobre la necesidad de hacer desaparecer estos artefactos de la faz de la tierra”, dijo Guterres con motivo del Día Internacional para la Eliminación Total de Armas Nucleares, que coincidió con el fin de la semana de alto nivel de la Asamblea General de la ONU en Nueva York.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

“Es urgente. Una preocupante carrera armamentista se prepara. El número de armas nucleares podría aumentar por primera vez en décadas”, alertó, lamentando que “la arquitectura mundial de desarme y no proliferación se desintegra”.

Los arsenales nucleares se están “modernizando para que estas armas sean más rápidas, precisas y sigilosas”, advirtió. “Vuelven a sonar los sables nucleares”, dijo, tildándolo de “locura”, antes de abogar por que se dé “marcha atrás” a la carrera armamentista.

“La única forma de prevenir el uso de armas nucleares es eliminándolas”, antes de que puedan “desatar una catástrofe humanitaria de proporciones épicas”, dijo.

Aunque no mencionó ningún estado, el temor a un conflicto nuclear volvió a surgir con las amenazas nucleares de Rusia tras la invasión de Ucrania o la carrera emprendida por Corea del Norte. En plenas tensiones geopolíticas crecientes, los arsenales nucleares de varios países crecieron en 2022, en particular de China, aunque otras potencias nucleares han seguido modernizando su arsenal, según un informe del Instituto Internacional de Estocolmo para la Investigación de la Paz (Sipri) publicado su arsenal, según un informe del Instituto Internacional de Estocolmo para la Investigación de la Paz (Sipri) publicado en junio.

El número total de cabezas nucleares entre las nueve potencias nucleares -Reino Unido, China, Francia, India, Israel, Corea del Norte, Pakistán, Estados Unidos y Rusia- cayó a 12.512 a principios de 2023, frente a las 12.710 de principios de 2022, de acuerdo con Sipri.

Sin embargo, los investigadores temen que se invierta la tendencia. En particular Irán, que niega querer dotarse de armas nucleares pero cuyas reservas de uranio enriquecido han superado los niveles autorizados por el acuerdo de 2015 sobre el programa nuclear civil iraní.



Dejanos tu comentario