Buenos Aires, Argentina. AFP.

El uso de mascarillas al aire libre dejará de ser obligatorio a par­tir del 1 de octubre en Argen­tina, anunció este martes el gobierno en el marco de una fuerte flexibilización de las restricciones por la pande­mia del covid-19, incluida la reapertura paulatina de fronteras.

“Levantamos la obligatoriedad del uso del tapaboca al aire libre, cir­culando y sin aglomerados de personas”, dijo la minis­tra de Salud, Carla Vizzotti. Precisó que seguirá siendo obligatorio el uso de masca­rillas en espacios cerrados como el transporte público, cines, teatros, ámbitos labo­rales y eventos masivos o al aire libre cuando haya aglo­meración de personas. Tam­bién anunció la ampliación al 100% del aforo para todas las actividades económicas, industriales, comerciales, de servicios, religiosas, cul­turales, recreativas y depor­tivas en lugares cerrados, manteniendo las medidas de prevención como distan­cia, uso de tapabocas y ven­tilación.

ENTRADAS AL PAÍS

Igualmente, habrá “una apertura gradual y cuidada de las fronteras”, afirmó Vizzotti. En octubre, se autorizará el ingreso sin cuarentena a ciudadanos de países limítrofes y se hará una apertura progresiva de las fronteras terrestres y, a partir del 1 de noviembre, se ampliará a todos los extran­jeros vacunados, de acuerdo al programa. Quienes no tengan el esquema com­pleto de vacunación podrán ingresar al país pero debe­rán hacer la cuarentena.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar