Washington, Estados Unidos. AFP.

Inusitadas nevadas en el sur, temperaturas pola­res y millones sin electri­cidad: una ola de frío récord que deja ya diez muertos con­tinuaba este martes en Esta­dos Unidos, donde al menos tres personas murieron tam­bién por un tornado.

Las condiciones árticas hicie­ron que el termómetro mar­cara -12°C en Austin, la capi­tal de Texas, muy por debajo de la media de febrero en esa ciudad e incluso por debajo que los -7°C registrados en... Anchorage, Alaska.

En Texas, un populoso estado del sur estadounidense más acostumbrado a los picos de calor que a caídas drás­ticas de la temperatura, las empresas eléctricas vienen realizando desde el fin de semana apagones parciales para evitar que todo el sis­tema se sobrecaliente por un pico de demanda. Más de cuatro millones de residen­tes y comercios no tenían electricidad el martes por la mañana, según el sitio Powe­routage.us. El presidente Joe Biden firmó el domingo una declaración de emergencia para Texas, proporcionando asistencia federal para com­plementar la ayuda estatal.

BLANCA SORPRESA

En Misisipi, otro estado sureño, los residentes se sor­prendieron esta mañana al despertar en un paisaje de nieve y hielo. Funcionarios se esforzaban por despejar las carreteras, ya que no dis­ponen de máquinas quita­nieves porque el estado rara vez las necesita, informó The New York Times. Al menos diez muertes se han atribuido al mal tiempo invernal y las autoridades instan a los estadouniden­ses a tener cuidado.

“El aire gélido y los vientos peligrosamente fríos per­sistirán en las grandes lla­nuras” del interior Estados Unidos “y del valle de Misi­sipi hasta mediados de la semana”, advirtió el mar­tes por la mañana el Servi­cio Meteorológico Nacional (NWS). “Una nueva tor­menta invernal aparece en las llanuras del sur”, señaló el boletín. “Numerosas tem­peraturas máximas y míni­mas de frío récord se espe­ran este martes, la mayoría en el centro sur de Esta­dos Unidos”, agregó, subra­yando que la advertencia de sensación térmica polar se extiende hasta la frontera con México.

La “espectacular ola de frío que golpeó el territorio conti­nental de Estados Unidos está vinculada a la combinación de un anticiclón ártico que lleva temperaturas bajo cero y una depresión muy activa con oleadas de precipitacio­nes”, dijo el lunes el NWS.

TORNADO MORTAL EN EL SURESTE

Además de Texas, más de 700.000 personas se encontraban sin electricidad en los estados de Oregon, Oklahoma, Luisiana, Ken­tucky y Misisipi, según Poweroutage.us. Otro fenómeno meteo­rológico extremo afectó al sureste de Estados Unidos el lunes por la noche cuando un tornado azotó el estado de Carolina del Norte, dejando al menos tres muertos y una decena de heridos, según los informes.

“Se estima que al menos 50 viviendas se vie­ron afectadas y varias líneas eléctricas resultaron dañadas, pro­vocando cortes de luz”, según los servicios de emergencia del condado de Brunswick, donde dos comunidades costeras fue­ron especialmente golpeadas. Las fotos publicadas en las redes sociales mostraban árboles arrancados de raíz, casas aplastadas y automóviles destrozados. Volver a la normalidad supondrá “un largo proceso de recuperación”, dijo el alguacil local John Ingram.

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar