París, Francia. AFP.

La Unión Europea (UE) inició este martes el proceso para autorizar su tercera vacuna contra el covid-19, aunque los expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) alertaron de que las campañas masivas de vacunación no lograrán garantizar la inmunidad colectiva en el 2021.

La UE, bajo presión por los largos procesos de aprobación y el lento despliegue de los inyectables, prometió un calendario “acelerado” para autorizar en los 27 países del bloque la vacuna desarrollada por la compañía AstraZeneca y la universidad de Oxford. Tras recibir la solicitud de AstraZeneca y la universidad de Oxford, la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) dijo este martes que su decisión sobre esta vacuna, que ya se usa en otros países como el Reino Unido, llegaría antes del 29 de enero. La Comisión Europea anunció este martes haber concluido las “conversaciones exploratorias” con el laboratorio de biotecnología franco-austríaco Valneva para la eventual compra de hasta 60 millones de dosis de su vacuna contra el covid-19.

FIRMA DE CONTRATOS

La UE firmó contratos con otros seis laboratorios y también mantiene conversaciones con la firma estadounidense Novavax, para la reserva de hasta 200 millones de dosis. El laboratorio alemán BioNTech aumentó su estimación de producción de dosis de vacuna para finales del 2021, hasta las dos mil millones, pero advirtió que el covid-19 puede convertirse en una enfermedad endémica y que se necesitarán vacunas para las nuevas cepas.

Pero, en pleno despliegue de planes nacionales de vacunación para limitar las muertes y las consecuencias económicas del virus, la OMS lanzó un jarro de agua fría al considerar insuficientes estas campañas masivas para alcanzar la inmunidad colectiva en el 2021. “No vamos a alcanzar ningún nivel de inmunidad de la población o inmunidad de rebaño en el 2021”, aseguró el lunes la jefa de científicos de la OMS, Soumya Swaminathan.

MISIÓN IRÁ DIRECTAMENTE A WUHAN

Los expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) viajarán el jueves en avión directamente de Singapur a Wuhan (centro de China) para iniciar su investigación sobre el origen del coronavirus, indicó este martes Pekín, que impone cuarentena a cualquier viajero que entre en el país. La metrópolis china de 11 millones de habitantes es el primer lugar en el mundo donde se informó de un caso de covid-19 a finales del 2019. La visita de estos 10 expertos de la OMS es delicada para Pekín, ansioso por descartar cualquier responsabilidad en una epidemia prácticamente erradicada en China, pero que continúa causando estragos en otras partes del mundo. Los expertos debían haber llegado la semana pasada, pero un problema de última hora sobre las autorizaciones de entrada en territorio chino retrasó su llegada. Los investigadores no tienen como misión señalar a los responsables, sino intentar comprender cómo pudo transmitirse el coronavirus de un animal a los humanos para evitar una nueva pandemia similar

Dejanos tu comentario


Encuesta finalizada
¡Gracias por participar!

Click para votar