Wilmington, Estados Unidos. AFP.

La tormenta Florence desplegó su furia en la costa atlántica de Estados Unidos, con fuertes vientos y lluvias torrenciales que dejaban varios muertos y “catastróficas” inundaciones con cientos de personas atrapadas que equipos de rescate buscaban socorrer.

Las autoridades confirmaron al menos cuatro muertos, entre ellos una mujer y su bebé, que fallecieron al caer un árbol sobre su casa en Carolina del Norte, uno de los estados más golpeados por la tormenta junto a Carolina del Sur.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC) indicó en su boletín de las 09H00 GMT que “Florence se debilita lentamente a medida que entra en el este de Carolina del Sur pero causando inundaciones catastróficas en Carolina del Norte y del Sur”.

“Esperamos varios días más de lluvia”, dijo en tanto el gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper. Precipitaciones de esta intensidad ocurren “una vez cada mil años”, agregó, pronosticando más inundaciones por el desborde de ríos la próxima semana.

Cooper dijo que había habido tres muertes vinculadas a la tormenta y varias otras estaban siendo investigadas. Además de la madre y su bebé, una persona murió mientras encendía un generador.

En confluencia de los ríos Neuse y Trent, con una crecida mayor a tres metros, la ciudad turística de New Bern, de unos 30.000 habitantes, sufrió inundaciones súbitas que dejaron atrapadas a centenares de personas.

“En unos pocos segundos, el agua subió hasta la cintura, ahora está a la altura del hombro”, contó a CNN Peggy Perry, que debió refugiarse con tres familiares en la parte más alta de su casa. “Los equipos de rescate ayudaron a centenares de personas en New Bern. Los rescatistas hacen todo lo posible para brindar asistencia a aquellos que lo necesitan”, dijo el gobernador.

En tanto, muchas de las zonas inundadas “son peligrosas para nuestros socorristas”, dijo Jeff Byard, responsable de la Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA). Se prevé que Florence arroje 68 billones de litros de lluvia en una semana en Carolina del Norte, Carolina del Sur, Virginia, Georgia, Tennessee, Kentucky y Maryland, según el meteorólogo Ryan Maue, de weathermodels.com.