El conocido panelista de TV Alejandro Rojas compartió muy emocionado en redes sociales todo el apoyo que recibió de parte de sus seguidores mientras se instaló por algunos días en el Instituto de Previsión Social (IPS) para acompañar a su papá, quien sufrió un paro cardiaco. De vuelta a su labor a los medios, el también influencer reflexionó sobre cómo se debe ser agradecidos por pequeños detalles como, por ejemplo, “tener un día normal”.

Muchísimas gracias a todos los que me escribieron y tiraron buena onda, se ofrecieron para ir a hacerme compañía o a llevar comida. Mi papá está bien. Solamente estamos esperando que se opere. Lastimosamente, estas son cosas que pasan”, relató Alejandro Rojas a través de redes sociales, donde rápidamente ganó notoriedad.

El conocido influencer preocupó a sus fanáticos tras anunciar que su papá ingresó al IPS el último viernes a raíz de un paro cardiaco. No obstante, todo parece indicar que el adulto estaría fuera de peligro y en la espera de su cirugía, lo que permitió a Alejandro Rojas retomar su rutina de trabajo. De vuelta a su labor a los medios, el panelista de “Noche de Furia” compartió una linda reflexión con su gran comunidad de seguidores.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

Lea también: Así fue el baby shower de Eli, la discreta hermana de Nadia Ferreira

“Sentía que tenía todo y vino mi papá a complicarse de salud. Vine a IPS y acá hay gente que está pasando muy mal, que incluso va a pasar las fiestas acá. Hay cada realidad y hay que agradecer cuando uno tiene un día normal”, agregó el famoso y recibió toda clase de mensajes de apoyo.

Uno de los grandes apoyos que tuvo Ale Rojas durante estos días difíciles fue la famosa influencer y nutricionista Anne Walde, con quien viene saliendo. El par fue relacionado por primera vez a principios de octubre cuando se viralizó que el panelista de TV la invitó a comer asaditos como primera cita.

Te puede interesar: Juana Viale y productores argentinos visitaron a Peña

Dejanos tu comentario