La Organización Internacional del Trabajo (OIT) dio trámite a la denuncia presentada por el Sindicato de Funcionarios Judiciales del Paraguay (Sifjupar) así como por los gremios de Registros Públicos y Registro Automotor contra los nueve ministros de la Corte Suprema de Justicia ante el Comité de Libertad Sindical, con sede en Ginebra, Suiza, por persecución sistemática contra los servidores judiciales tras la huelga realizada en el período comprendido entre el 11 y el 27 de noviembre del 2019, en reclamo de reivindicaciones salariales justas, que fueron postergadas por siete años, y del respeto al presupuesto del Poder Judicial.

Asimismo, la dirección de libertad sindical de la OIT para América Latina y el Caribe, con sede en Perú, convocó a la secretaria del Sifjupar, Porfiria Ocholasky, para que la misma pueda viajar a dicho país para reunirse con las altas autoridades del referido organismo internacional y explicar todos los puntos de la denuncia que se realizó contra las altas autoridades de nuestra justicia.

Los ministros de la Corte que figuran en la denuncia son Eugenio Jiménez, actual presidente; Luis María Benítez Riera, Gladys Bareiro de Módica, Antonio Fretes, Alberto Martínez Simón, Manuel Ramírez Candia, Carolina Llanes, Miryam Peña y César Garay. El escrito señala que los altos magistrados violaron los artículos 96 y 98 de la Constitución Nacional paraguaya; el artículo 373 del Código Laboral y el Convenio Internacional de la OIT. Por este motivo, los denunciantes exigen al organismo internacional que intervenga y disponga las herramientas en defensa de los derechos laborales ante la posible violación de la libertad sindical.

En caso de que se comprueben todos los términos de la denuncia promovida contra los miembros de la Corte, nuestro país se expone a una sanción internacional; mientras que los ministros podrían ser enjuiciados políticamente.