Los tres hijos del extitular del Indert, Justo Pastor Cárdenas, fueron beneficiados con la medida alternativa a la prisión en el marco de la causa abierta por supuesto lavado de dinero.

Esta mañana, María Alexandra Cárdenas Pappalardo, Justo Cárdenas Pappalardo y Alan Cárdenas Rodriguez, asistieron a su audiencia de imposición de medidas cautelares ante el juez penal de Garantías, Rolando Duarte, quien interina en la causa.

El abogado Andrés Casati, defensa legal de las tres personas, fijó ofreció una fianza personal al Juzgado de G. 300 millones por cada uno de los procesados.

El juez penal de Garantías Rolando Duarte, quien interina a su colega Humberto Otazú, decretó el pasado lunes 3 de diciembre la prisión preventiva en la cárcel de Tacumbú del ex presidente del Indert Justo Cárdenas, procesado por enriquecimiento ilícito y lavado de dinero.

El Ministerio Público formuló imputación y libró una orden de detención de Justo Pastor Cárdenas, extitular del Instituto Nacional de Desarrollo Rural y de la Tierra (Indert), en el marco de una causa penal abierta por los supuestos hechos de enriquecimiento ilícito y lavado de dinero.

La agente fiscal Natalia Fuster, quien encabeza la investigación, imputó además por el presunto lavado de dinero a los tres hijos de Justo Cárdenas: Alan Cárdenas Rodríguez, Alexandra Cárdenas Pap­palardo y Justo Cárdenas Pappalardo.