Desde Migraciones manifestaron desconocimiento de posible ingreso irregular de informáticos que vinieron al país de la mano del candidato de la Concertación, Efraín Alegre, en el marco de las elecciones del próximo 30 de abril. La administradora del complejo habitacional donde están residiendo los extranjeros indicó a nuestro medio que la esposa de Alegre gestionó la estadía y que la información que manejan es que vinieron para trabajar en “temas políticos”.

Personal de la empresa que administra el complejo habitacio­nal de la Cooperativa de Lambaré apuntó a Mirian Irún de Alegre, esposa del candidato liberal por la Concertación Nacional, Efraín Alegre, como gestora de la estadía de unos 20 bra­sileños, expertos en infor­mática de los que Migracio­nes no tiene registros, según nos mencionaron desde esta institución.

A 20 días de las elecciones generales, proceso que le tiene en desventaja al candi­dato liberal, según las dife­rentes encuestas y semanas después de que él mismo manifestara que tendrá su propio “conteo rápido”, con lo que desacredita al Tri­bunal Superior de Justi­cia Electoral, se confirma que su esposa está detrás de la logística del arribo de expertos informáticos de cuyos ingresos no se sabe oficialmente, lo que torna más que grave la movida del grupo de la Concertación.

Invitación al canal de WhatsApp de La Nación PY

La denuncia de ingreso ilegal de la veintena de brasileños había surgido en redes sociales con el tuit de Hugo Portillo del domingo pasado. Nues­tro equipo de investiga­ción confirmó la infor­mación después de un par de conversaciones con encargados del grupo habitacional como la administradora de nombre María del Mar y cuyo apellido nos reservamos.

Grupo habitacional donde la esposa de Efraín Alegre supuestamente llevó a brasileños y de cuyos ingresos migratorios no hay información oficial.

La administradora ratificó que la veintena de brasileños alojados en el edificio todavía continúan allí. “Son diferen­tes departamentos que están alquilando”, aclaró.

“Tengo entendido que es por temas políticos que vinieron”, relató la encargada de admi­nistración.

La funcionaria explicó que ellos no tuvieron inter­vención en los contratos de alquiler, ya que fueron directamente convenidos por la señora Mirian Irún de Alegre y los dueños de los departamentos.

“El contrato no fue con noso­tros, fue directo con ellos. Tengo entendido que fue la señora Mirian Irún”, indicó la funcionaria.

Al reiterarle la consulta de si entonces fue la señora Mirian Irún la que hizo la gestión, la administradora señaló: “Sí, yo tengo entendido que ellos son los que mandaron traer a esta gente”.

MIGRACIONES DICE QUE NO SE FORMALIZÓ DENUNCIA

Ángeles Arriola, Migraciones.

Mientras tanto, en Migraciones no comunican intervención y ante la serie de consultas se cierran en la versión inicial de que no existen denuncias ofi­cializadas al respecto.

La administración de la directora Ángeles Arriola remitió esta tarde vía WhatsApp: “Hasta el momento la institución no ha recibido ninguna denuncia formal al respecto. Cabe señalar que la Dirección Nacional de Migraciones no puede actuar de oficio ante una denuncia de personas innominadas si no existe una solicitud oficial de las autoridades judiciales para la verificación corres­pondiente. En caso de contar con más datos de las personas extranjeras señaladas, se puede realizar la verificación en los sistemas informáticos y a partir de allí hacer el seguimiento pertinente”.

SEPA MÁS

Interpol interviene en caso de brasileños

Intervención de agentes de Interpol.

La llamativa presencia de un grupo de alrededor de veinte ciudadanos de origen presuntamente brasileño, según confirmaron testigos, todos ellos alojados en un complejo habitacional de la ciudad de Lambaré, encendió alarmas a la Interpol, cuyos agentes llegaron hasta el lugar donde se encontrarían residiendo estas personas, mientras la ciudada­nía se preguntaba y especulaba sobre este hecho, que incluso podría estar vinculado a las elecciones generales del próximo 30 de abril.

La denuncia que comenzó en las redes sociales y que luego fuera confirmada por la Unidad de Investigación de Nación Media, movilizó a una parte de las autoridades de seguridad del país mientras se generaba temor e incertidumbre entre los residentes del complejo habitacional, más aún teniendo en cuenta que las autoridades migratorias evadían las inquietudes, justificando su actuar a causa de procedimientos judiciales.

Dejanos tu comentario